La construcción del mayor complejo de turismo rural de Europa comenzará en mayo

El grupo alicantino JM Hoteles iniciará a mediados de mayo las obras del mayor complejo hotelero de turismo rural de España y Europa en la localidad abulense de Piedralaves, ubicada al sur de la

ABC. ÁVILA.
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El grupo alicantino JM Hoteles iniciará a mediados de mayo las obras del mayor complejo hotelero de turismo rural de España y Europa en la localidad abulense de Piedralaves, ubicada al sur de la provincia y a 80 kilómetros de Madrid. El complejo, que tendrá 180.000 metros cuadrados, capacidad para más de 1.200 personas, instalaciones deportivas, salón de convenciones y spa, costará 24 millones de euros, seis más de los previstos en un principio.

La puesta en marcha del hotel creará 50 puestos de trabajo directos y más de 80 indirectos. Se prevé que su apertura pueda realizarse en un plazo de dos años desde el inicio de las obras.

Fuentes de JM Hoteles informaron a la Agencia Ical de que el «Country Spa Resort Piedralaves», como se denominará el complejo, tendrá una categoría hostelera de cuatro estrellas. Su objetivo es atraer el turismo rural al público de empresas y convenciones, un segmento que resuelve el punto débil del turismo rural, los días laborales y la temporada baja.

Así, entre sus instalaciones se cuenta un salón de convenciones y un comedor con capacidad para 1.500 personas, así como un completo abanico de actividades de ocio y deportivas. Asimismo, se potenciará el uso del centro para el turismo rural tradicional, es decir, el que disfrutan los grupos familiares y de amigos. El principal foco de captación de clientes, tanto nacionales como internacionales, será Madrid.

El complejo se ubica en la finca rústica conocida como Las Condas, con una superficie de 180.000 metros cuadrados. En él se construirán ocho pueblos, estéticamente diferenciados que recrearan la arquitectura popular de la zona, con un total de 200 habitaciones. Todo ello con el máximo respeto al medio ambiente de este proyecto enclavado en las inmediaciones de la Sierra de Gredos, en pleno Valle del Tiétar. Cada uno de los pequeños pueblos estará compuesto por 25 casas, con capacidad para cinco personas. La tipología de estas habitaciones es el principal rasgo caracterizador de este hotel, al estilo de los grandes «resorts» caribeños, donde el alojamiento se realiza en edificaciones independientes.

En el caso de Piedralaves, estarán integradas en la arquitectura autóctona, y reúne todos los servicios de un hotel de cuatro estrellas. Las habitaciones tendrán una superficie de 25 metros cuadrados. Cada casa contará con dos dormitorios, un salón, un baño completo y un porche.