«Ratonero», de pelo castaño, tiene un trapío que asusta
«Ratonero», de pelo castaño, tiene un trapío que asusta - Iván González

Yuncos espera a «Ratonero»

Este sábado, para celebrar San Blas, se soltará un impresionante toro enmaromado de «El Montecillo» por las calles de este pueblo toledano en un festejo de Interés Turístico Regional

Actualizado:

Este sábado, a las 16.00 horas, el cajón se levantará en la calle Real de Yuncos y de él saldrá «Ratonero», un tremendo toro castaño de la ganadería «El Montecillo» que provocará las carreras de miles de aficionados. Desde 2015 Yuncos celebra San Blas echando un toro por las calles del municipio; un festejo multitudinario que ya ha sido declarado fiesta de Interés Turístico Regional.

«Ratonero» irá enmaromado con dos cuerdas: una de unos 70 metros por delante y otra de unos 25 metros por detrás. El objetivo es que los mozos tiren lo menos posible de ellas y dejen al toro a su libre albedrío. El animal, mientras, estará en la calle lo que tarde en completar el recorrido fijado.

«Es la quinta edición y todos los años hemos ido mejorando un poco. Al ser un día en el que no hay muchos festejos taurinos, se ha convertido en una fecha marcada en rojo en el calendario», dice Roberto Ramos, presidente de la Asociación Toro Enmamorado de Yuncos, que cuenta con 870 socios (200 de ellos niños) en un pueblo de casi 11.000 vecinos.

La asociación costea el toro (no dicen el precio: «Cuando quieres un toro bueno, con trapío, hay que pagarlo») y el Ayuntamiento se encarga de los permisos, la instalación de las talanqueras y demás.

«Ratonero» ha sido el elegido por varias razones. «El año pasado ‘El Montecillo’ echó en la calle tres toros de diez en Nules, Beas de Segura y Benavente, y nos une una buenísima amistad con ellos. Echamos un ojo a la camada de 2019 y vimos un toro que sobresalía sobre el resto. El ganadero, Paco Medina, estuvo el año pasado en el pueblo y ya hubo un primer contacto, así que llegar a un acuerdo ha sido fácil», explica el presidente de la asociación.

Ramos también recuerda los toros de los cuatro años anteriores: «Avanzado», del Marqués de Quintanar, en 2015; «Colibrí», de Jara del Retamar, en 2016; «Lúcido», de El Risco, en 2017, y «Florito», de Antonio López Gibaja, el año pasado.

Jornada completa

En Yuncos todo gira alrededor del toro. Este viernes, a las 20.00 horas, hay concierto y migas con huevo en la plaza de la Villa. El sábado, a las 12.00 horas, se soltará a «Chocolatero», un carretón para los niños que imita el espectáculo de los mayores; y por la noche, a las 20.00 horas, charanga y huevos con chorizo y bacon en la plaza de la Villa y, después, a las 22.00 horas, fuegos artificiales y orquesta.

gyk