Un grupo de bañistas pasan una jornada de playa en Escalona
Un grupo de bañistas pasan una jornada de playa en Escalona - H. Fraile

Aquí sí hay playa... o no

Sanidad descataloga «temporalmente» Escalona como zona de baño. Tampoco son aptas las lagunas de Villafranca ni el embalse de Cazalegas

ToledoActualizado:

Manuel ya tiene todo preparado para irse a la playa con su familia. Vive en Santa Olalla (Toledo) y en veinte minutos en coche habrá llegado a su destino: Escalona. La localidad aledaña, con 3.199 habitantes censados, multiplica hasta por diez el número de vecinos durante los meses de verano. Su principal reclamo es el río Alberche y sus arenales, que convierten a «la perla del Alberche», como muchos la conocen, en una de las zonas de interior aptas para el baño en Castilla-La Mancha.

Miles de escaloneros y escaloneras, además de visitantes de otros rincones de la provincia de Toledo, incluso de la Comunidad de Madrid, se acercan hasta este punto geográfico (el más alejado de las costas españolas) para darse un chapuzón y hacer más llevaderas las altas temperaturas que durante estos días azotan la provincia. Con sus sillas de playas, sombrillas, neveras, flotadores, libros, ganchillo... (hay para todos los gustos), se disponen a disfrutar de una tranquila jornada playera donde este año, como novedad, tienen un «nuevo invitado»: un folio en el panel de anuncios recomienda «abstenerse del baño».

La señalización no es una broma para «aguar» la jornada festiva, sino la advertencia que Sanidad hace a todos los bañistas de Escalona. El Sistema de Información Nacional de Aguas de Baño (Náyade) del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, a través de los correspondientes análisis realizados en el área, determina «fluctuaciones en el nivel del río», por lo que la consejería de Sanidad ha descatalogado «temporalmente» la zona por «no cumplir con los estándares de calidad».

«Se está produciendo una gran variabilidad de la calidad del agua y, por seguridad para los bañistas, se ha decidido suspender temporalmente el baño. Estamos pendientes de una reunión con la Confederación Hidrográfica para realizar el estudio que determine qué puede estar ocurriendo en esta zona», señala el director general de Salud Pública y Consumo de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Manuel Tordera.

Cartel que recomienda «abstenerse del baño» en el rio Alberche en Escalona
Cartel que recomienda «abstenerse del baño» en el rio Alberche en Escalona - H. Fraile

Sin embargo, la recomendación ha pasado inadvertida tanto para los bañistas de Escalona como para el regidor del municipio, Álvaro Gutiérrez, quien considera que este aviso «no tiene ningún sentido» y, por tanto, asegura que lo que Náyade indica «es falso». Argumenta que el Ayuntamiento encargó a un laboratorio realizar un análisis de las aguas el 24 de junio y los resultados desvelaron que el «agua es apta para el baño», por lo que «los bañistas pueden estar absolutamente tranquilos», afirma.

Agua apta para el baño

Reconoce que «no sabe dónde ni cuándo se tomaron las muestras» del Ministerio, pero añade que, para publicar un informe en el mes de abril o marzo, «se tienen que hacer a principios de año». «Las muestras hay que tomarlas en los lugares y en los meses de baño. Es absurdo que se haga en enero en un remanso que, me temo, es lo que ha pasado», presupone.

Sea como fuera y, como fruto de su indignación por esta decisión «desafortunada», Gutiérrez ya ha tomado cartas en el asunto y ha enviado una misiva al consejero de Sanidad, Jesús Fernández, y al director general de Salud Pública, a los que ha expuesto su «incredulidad e indignación» por esta decisión.

Recuerda que en los últimos cinco años se han tomado 53 muestras de agua en Escalona, de las cuales tan solo cinco han dado como resultado que el agua no era apta para el baño, pero «a la semana siguiente el agua» ya estaba en condiciones óptimas.

De momento, mientras que el alcalde espera una respuesta de las autoridades competentes, los bañistas siguen disfrutando de las aguas del río Alberche. Los que no «corren la misma suerte» son los vecinos de Cazalegas (1.725 habitantes censados). En este municipio, ubicado a 43 kilómetros de Escalona, tienen el «baño prohibido» en el embalse desde la segunda quincena de junio. El motivo es un problema de crecimiento de algas, «probablemente originado por el calor», según explica Tordera.

El complejo lagunar de Villafranca de los Caballeros (4.929 vecinos) es el tercer lugar apto para el baño en la provincia de Toledo. Sin embargo, la falta de lluvia y la constante evaporación del agua debido al aumento de las temperaturas no han permitido que las tres lagunas aumenten su caudal este año; por tanto, tampoco son aptas para el baño a causa de la «situación anómala por la escasez de agua».

El alcalde de Villafranca, Julián Bolaños, lamenta que este panorama no afecta solo a las lagunas, sino que también es un problema para los agricultores. «Es la sequía más pertinaz» que se ha registrado desde los últimos seis años, que se compone de «veranos larguísimos» de mucho calor y «con temperaturas muy elevadas desde marzo y llegan hasta noviembre», lo que se traduce en una constante evaporación del agua.

Como muestra de la sequía de este espacio, el edil señala que la Laguna Grande puede alcanzar una profundidad de entre 2 y 3 metros en su plenitud en la zona central. Sin embargo, en su situación actual «la puedes cruzar andando y llega el agua a la rodilla».

Bolaños no encuentra una solución que esté en su mano y está «abierto a cualquier sugerencia» para lograr que las lagunas puedan recuperar el nivel de agua». Se han propuesto ciertas alternativas que «no entran en la cabeza de nadie», como puede ser realizar un trasvase o hacer pozos y echar agua del pozo a la laguna. «Lo del trasvase no quedará por pedir», asegura.

Con este panorama tan desolador, y siguiendo las recomendaciones del Ministerio de Sanidad, ninguna de las cinco zonas de interior son idóneas para el baño en la provincia de Toledo. Por ello, los bañistas que deseen seguir las sugerencias oficiales tendrán que darse un chapuzón en alguna de las 31 zonas de baño interior repartidas por el resto de provincias de Castilla-La Mancha.