Oswaldo Pereda, ayer, durante una comida con periodistas - A. PÉREZ
ANTE LA CAÍDA DEL SECTOR CONFÍA EN SU PLANTILLA

Lafarge afronta con garantía la situación de crisis

ABC
TOLEDO Actualizado:

La planta de la cementera Lafarge en Villaluenga de la Sagra, una de las diez mejores del grupo y que tiene 160 empleados directos e indirectos, considera que cuenta con el «personal adecuado» y «muy preparado» para afrontar las «incertidumbres» actuales y del futuro en un sector que en la zona centro ha bajado un 20 por ciento su producción por la crisis de manera global.

Así lo explicó ayer el nuevo director de la planta de Lafarge en Villaluenga, Oswaldo Pereda, que pese a la situación general está «convencido» de que la fábrica va a afrontar con garantías el futuro. «En vista de la incertidumbre actual no barajamos ninguna hipótesis, pero tenemos un equipo humano muy competente y muy preparado, identificado con la empresa y con sentido de pertenencia», afirmó Pereda, que llegó a la planta hace apenas medio año. La fábrica toledana, una de las más grandes de Europa, está considerada entre las diez mejores de un grupo que cuenta con 160 factorías en 78 países y aglutina a 78.000 empleados. relacionados con la actividad de la fábrica de Villaluenga de la Sagra se calcula que hay hasta 700 trabajadores.

La planta abrió en 1926 y entre sus trabajadores los hay que llevan ligados laboralmente a la cementera desde hace cuatro generaciones. Uno de los aspectos «especialmente satisfactorios» que Oswaldo Pereda destacó de 2010 fue la apuesta del grupo por el medio ambiente, pues desde 1990 la empresa ha disminuido un 20 por ciento su emisión de gases. Otro aspecto es la seguridad laboral y la formación de sus trabajadores, que son «el activo más importante».

Cemento producido en esta fábrica de Lafarge sse está empleando en obras como el nuevo Hospital de Toledo, el puente sobre el Tajo en Talavera, la autovía que unirá Torrijos y Toledo y la fábrica de Airbus en Illescas,