En la imagen, «El flautista de Hamelín» de la Asociación de Vecinos de San Antón, que se llevó el primer premio en categoría de comparsas con menos de 30 componentes - FOTOS: LUNA REVENGA

La crisis, espoleta de ingenio del Carnaval

Miles de toledanos salieron a la calle para celebrar la fiesta más colorida del año

TOLEDO Actualizado:

Superada la ola de frío, el Carnaval se celebró ayer por las calles de Toledo como un preludio de la primavera. Aunque se esperaba frío, el sol lució durante toda la jornada lo que permitió que el desfile se desarrollara con normalidad y alegría. Miles de toledanos abarrotaron las calles del recorrido para no perderse esta fiesta tan especial en la que, en esta ocasión, sobrevolaba la crisis económica y los recortes. Pero la fiesta tiene que seguir y los toledanos, grandes y pequeños, vivieron con estusiasmo esta cabalgata multicolor que ilusionó hasta llegar a la Vega, en donde se entregaron los premios.

En esta ocasión, las comparsas han destacado por su espectacularidad, como el caso de la del Rey León o el gran pavo de más de cuatro metros controlado por ocho personas.

Las comparsas salieron puntuales desde la calle Coronel Baeza para recorrer diversas calles de Toledo, como la avenida Barber y de la Reconquista, hasta llegar a la Vega tras más de dos horas de baile y espectáculo. En el desfile participaron más de 30 comparsas y más de 1.000 personas que llenaron de color, música, baile y alegría las calle toledanas.

Entierro de la Sardina

La mañana de hoy domingo ha estado dedicando a los niños con juegos, castillos hinchables, talleres y espectáculos infantiles de magia apartir de las 11. 00 que se celebrarán en la Vega debido a la manifestación contra la reforma laboral convocada El Entierro de la Sardina pondrá punto y final a los Carnavales 2012 con un espectáculo de fuegos artificiales en la plaza del Barco de Pasaje. El desfile, como es tradicional, comenzará con un velatorio a las 18.00 horas en la plaza del Ayuntamiento para, posteriormente, recorrer las principales calles de la ciudad hasta llegar al río, en donde se celebrará, como es tradicional, el entierro multitudinario y festivo.