Zoido pide colaboración ciudadana para evitar posibles atentados terroristas en la región

ABC
Actualizado:

TOLEDO. El delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Juan Ignacio Zoido, aseguró ayer que no hay una especial situación de riesgo en los cuarteles de la Guardia Civil en la Comunidad autónoma de Castilla-La Mancha ante un posible atentado de ETA, pero pidió la colaboración ciudadana por si se observan algunas situación anómalas.

Zoido, en declaraciones a los periodistas tras la misa celebrada en la catedral de Toledo en honor de la Virgen del Sagrario, señaló que las medidas de seguridad de los cuarteles de la Benemérita en la comunidad es la misma que las de todos los que hay en España, pero sí afirmó que lo lógico es extremar las precauciones para evitar cualquier«situación desagradable» como el coche bomba explosionado por los terroristas en Santa Pola (Alicante).

Por este motivo, el delegado del Gobierno pidió a los castellano-manchegos que si observan situaciones extrañas lo comuniquen a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado para trata de poner soluciones a las situaciones que provocan los etarras, a los que llamó «bárbaros» que están decididos a quebrar la paz y la seguridad en España, algo que, dijo, no van a conseguir. «Siempre decimos que nos quedarán muchas lágrimas que derramar penas y tristezas que padecer, pero al final el Estado de Derecho se va a imponer. Esta banda de asesinos y su entorno político no van a ser capaces de vulnerar los derechos de los españoles».