Un trasvase del Tajo medio supondría llevarse agua del Tiétar y Guadyerbas

G. A. M. G.TALAVERA. La Plataforma en Defensa del Tajo se manifestó ayer contra la insistencia de la comunidad de Murcia de reclamar un nuevo trasvase del «Tajo medio» que complemente el de cabecera

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

G. A. M. G.

TALAVERA. La Plataforma en Defensa del Tajo se manifestó ayer contra la insistencia de la comunidad de Murcia de reclamar un nuevo trasvase del «Tajo medio» que complemente el de cabecera. Según la Plataforma, lo que se pretende es utilizar agua del Tiétar y del Guadyerbas mediante un complejo sistema de acueductos que eviten la contaminación de ese agua procedente de Gredos por las del propio río Tajo, francamente deterioradas.

Señala la Plataforma que la mencionada comunidad levantina pretende sumar 500 hectómetros cúbicos a los 600 que ya tiene concedidos desde la cabecera del Tajo a través del trasvase, y justifica el proyecto asegurando que buena parte del nuevo acueducto se quedaría en La Mancha, lo que se considera un «guiño» a la región.

Detalla el colectivo en defensa del Tajo que el trasvase del «Tajo Medio» que reclama para sí Murcia, «consistiría: en construir una nueva presa en el río Tiétar, entre los términos municipales de las poblaciones abulenses de Candeleda y Arenas de San Pedro, a caballo entre las provincias de Ávila y Toledo».

Agua limpia

El agua recogida iría al embalse de Navalcán (Toledo), en el río Guadyerbas, mientras que la conducción, con el agua de ambos ríos, «atravesaría el Tajo -sin mezclar las aguas limpias-, a la altura de la Vía Verde de la Jara, a unos 30 kms al oeste de Talavera.

Para cruzar el Tajo se utilizaría el viaducto ya existente y que actualmente sólo es utilizado por viandantes y cicloturistas en la mencionada Vía Verde, que se corresponde con el trazado ferroviario nunca terminado que iba a unir Talavera con Villanueva de la Serena a través de Guadalupe.

Después se elevaría el agua a una nueva presa que se ejecutaría en el río Uso, del que la Plataforma recuerda que bordea los vestigios de la ciudad hsipanomusulmana de Vascos que es, en su género, la «mejor conservada de la Península». Y el agua, desde allí, atravesaría La Jara y los Montes deToledo, bordearía Cabañeros, y pasaría por las cercanías de las Tablas de Daimiel y La Mancha, y se uniría en La Roda (Albacete), a la actual trasvase Tajo-Segura.

Colaboración de la Junta

Para ello ya cuentan con parte de la infraestructura, al haber permitido, según afirman, el Ministerio de Medio Ambiente y la Junta de Castilla-La Mancha, la conexión entre los embalses del Talave y del Cenajo, con lo que se ha creado «un enorme almacén de cerca de 500 hectómetro cúbicos donde dejar el agua».

Este nuevo trasvase cuenta con la certeza de las aportaciones regulares del Tiétar y Guadyerbas, que reciben aguas de las sierras de Gredos y San Vicente, lo que hace factible llegar a los 500 hectómetros cúbicos reclamados.

La Plataforma manifiesta que de ejecutarse semejante proyecto -que califican de expolio para la comarca talaverana- se terminaría con los ríos y zonas «de más valor cultural, ecológico y paisajístico de España».

Reclaman por último que Murcia se olvide del proyecto y que «el Ministerio de Medio Ambiente de una vez por todas lo descarte y deje de considerar a la cuenca del Tajo como una cantera de recursos naturales».