La falta de trabajo es uno de los peores problemas para muchas personas. ABEL MARTÍNEZ

Desde la firma del Pacto por el Empleo la bajada del paro ha sido escasa y se mantiene como grave problema local

Las cifras del paro en Talavera llevan años sin bajar de los siete mil desempleados, la tasa más alta de Castilla-La Mancha y muy superior a la nacional

EUSEBIO CEDENA
Actualizado:

TOLEDO. Desde la firma del Pacto Local por el Empleo el 21 de diciembre del año 2000 bajo los auspicios del Ayuntamiento de Talavera y con la presencia de los agentes sociales, la reducción del paro ha sido mínima y el desempleo se mantiene como un grave problema local y comarcal.

Lamentablemente, Talavera sigue a la cabeza del paro en la provincia de Toledo, es una de las comarcas con mayor índice de falta de trabajo en Castilla-La Mancha y mantiene una tasa de desempleo muy por encima de la media nacional.

Dentro del periodo de vigencia del Pacto Local por el Empleo, es decir entre enero del año 2001 y octubre de este año, el paro en la oficina comarcal del INEM de Talavera ha experimentado un ligero descenso, muy poco significativo en el marco del alto volumen de paro en la ciudad y los municipios de su entorno.

Reducción insuficiente

Así, según los datos oficiales del INEM, en enero de 2001 se registraban en la oficina talaverana un total de 8.390 desempleados, frente a los 7.757 registrados el pasado mes de octubre, lo que supone un cómputo global de 633 parados menos en un periodo de casi dos años.

Si tenemos en cuenta los datos del año 2000, en el que la media de parados estaba en el entorno de los 8.000, la conclusión sigue siendo desalentadora: el desempleo actual en Talavera y su comarca se sitúa hoy en los niveles de hace dos años y medio. Concretamente, en mayo de 2000 la cifra de parados registrada en la oficina del INEM en Talavera ascendía a 7.734, muy similar a la actual.

Esta tónica es la que se viene manteniendo mes a mes prácticamente a lo largo de la presente legislatura, y no parece que, a la vista de estos datos, la situación tienda a mejorar en lo que queda de este año 2002.

Pocos resultados

Se observa por tanto que los esfuerzos y medidas de las distintas Administraciones públicas y del propio Ayuntamiento de Talavera han tenido un efecto relativo sobre la creación de empleo en la ciudad. La prioridad expresada una y otra vez por el alcalde talaverano, José Francisco Rivas, al que no se le pueden negar esfuerzos en la línea de potenciar los planes sociales de empleo, no ha servido para mucho más que para manifestar una buena voluntad y firmar con los agentes sociales un Pacto Local por el Empleo realmente poco eficaz a la hora de conseguir sus objetivos.

Más allá de los planes sociales de las instituciones públicas, que sólo generan empleo precario, en Talavera sigue faltando tejido industrial fuerte y sólido y polos de desarrollo económico estable y duradero.

La situación, por tanto, deja mucho que desear. Al día de hoy, y según los datos del pasado mes de octubre, Talavera continúa en el último puesto de la provincia de Toledo en la creación de empleo. El 37,6 por ciento de los desempleados de toda la provincia están en Talavera y su comarca, que soportan un índice de paro con respecto a su población activa superior al 14 por ciento, mientras que la tasa provincial está en el 9 por ciento y la media nacional en España es del 8,9 por ciento.

Crisis industrial

Sólo entre los meses de septiembre y octubre de este año el paro acumulado ha sido de 480 personas, con la industria como el sector talaverano más afectado por esta situación, y en este sentido, hay que recordar la crisis que están atravesando en los últimos tiempos las empresas del sector textil-confección en toda la comarca.

En los tres últimos años, el mejor momento para el empleo en la ciudad fue el mes de septiembre de 2000, en el que «sólo» se registraron un total de 7.040 parados, mientras que el peor momento fue en febrero de ese mismo año 2000, en el que el paro registrado afectaba a 8.419 personas. A lo largo de 2002, el mes con más parados ha sido febrero, con un total de 8.174, mientras que el «mejor» mes en este sentido fue agosto, con 7.277 desempleados registrados, la cifra más baja del ejercicio.

Talavera y su comarca parecen, por tanto, destinadas a sufrir este problema de una forma más o menos endémica. Son ya muchos los años en los que las cifras del desempleo en la oficina comarcal del INEM no bajan de los siete mil parados, de ellos en torno a cinco mil en Talavera ciudad, una situación insostenible que de momento ninguna Administración ha sabido hacer frente con solvencia, eficacia y resolución.