Las mujeres salvan la caída de autónomos

La pérdida de empleo autónomo masculino ha sido cinco veces superior al de mujeres

CIUDAD REAL Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Las mujeres autónomas de la región salvan al colectivo de una caída mayor, tal y como recoge el informe «Mujer autónoma Castilla-La Mancha 2012», realizado por la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA) y que ayer fue presentado en Ciudad Real por su presidenta regional, Rosario Moreno-Opo.

El informe de ATA refleja que las cinco provincias castellano-manchegas vieron descender «bruscamente» el número de trabajadores autónomos desde el inicio de la actual crisis económica, siendo Toledo la que lideró dicha pérdida, con un descenso de autónomos del 14,3%, es decir, 8.086 emprendedores menos, seguida de Guadalajara, con un descenso del 11,3% del número de trabajadores por cuenta propia. El resto, registró descensos por debajo de la media autonómica, siendo Albacete (-9,3%) la que mejor comportamiento registró, seguida de Cuenca (-9,4%) y Ciudad Real (-10,7%).

Desde ATA destacan que el ritmo de pérdida de empleo autónomo masculino en Castilla-La Mancha desde el inicio de la crisis ha sido cinco veces superior al experimentado por mujeres: desde mayo de 2008 el número de autónomos varones ha registrado un descenso del -16,9%, pérdida superior a la media nacional, donde el número de varones ha disminuido un 14,1%). En el caso de las mujeres autónomas, el descenso ha sido del 3,3%; porcentaje «más halagüeño» que el registrado, de media, en España, donde la crisis se ha llevado por delante al 5,4% del total de empresarias.

A pesar de que las mujeres autónomas no han sido ajenas a la actual situación de crisis económica, la presidenta regional de ATA indicó que de los 18.951 autónomos que se han perdido en Castilla-La Mancha desde mayo de 2008, 17.606 han sido varones frente a tan solo 1.345 mujeres, lo que representa que prácticamente nueve de cada diez (el 87,6%) autónomos que han perdido Castilla-La Mancha desde el inicio de la crisis han sido varones. Las mujeres, por el contrario, suponen sólo el 12,4% de las bajas, es decir, dos de cada diez.

Por provincias y género, Guadalajara ha sido la única provincia en la que aumentó, en lo que va de crisis, el número de emprendedoras, concretamente 12 mujeres autónomas más, porcentaje que contrasta con el brusco descenso registrado por los varones de Guadalajara, un -15,4%. En el resto de provincias se registraron descensos tanto en el número de varones como en el de mujeres, siendo, en el caso del empleo autónomo masculino, pérdidas mucho más acusadas. Por todo ello, Rosario Moreno-Opo indicó que el informe es «un claro reflejo de que los negocios iniciados por mujeres aguantan mejor las épocas difíciles».