Atienza dará «luz verde» al nuevo Pecan del PSOE canario

Atienza dará «luz verde» al nuevo Pecan del PSOE canario

El presidente de REE compromete una inversión de 354 millones en las Islas

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA Actualizado:

El presidente de Red Eléctrica de España (REE), Luis Atienza, propondrá hoy a la consejera de Industria del Gobierno canario, Margarita Ramos, una agenda de coordinación de cara a la revisión del Plan Energético de Canarias (Pecan 2015), que la Administración autonómica ha anunciado en el Parlamento regional esta semana, tal y como adelantó ABC.

REE se ha comprometido con sus accionistas a ejecutar un plan inversor de 354 millones en las Islas. Sin embargo, el Gobierno de Canarias quiere modificar precisamente las prioridades en materia energética que en 2006 se acordó con el Gobierno, la CNE y los operadores del negocio eléctrico del Archipiélago. Entre ellos, REE.

La visita de Atienza a Canarias tiene, de un lado, la finalidad de impulsar la presencia de la corporación empresarial con las nuevas autoridades regionales (PSOE) y, de otro, expresarle a la consejera titular de Industria su interés en una cosa: que las Administraciones canarias se den prisa en agilizar los trámites para que Canarias no tenga más carencias en materia de seguridad energética. Las Palmas presenta un Tiepi (tiempo de interrupción equivalente de la potencia instalada) de 0,64 —por debajo de la media europea— y Santa Cruz de Tenerife de 4,34. La media nacional es de 2,37, según La CNE.

Para mejorar los indicadores anteriores, al menos en el caso de Tenerife, antes de la modificación del Pecan, las previsiones de REE en las Islas pasaban por colocar 354 millones de euros en la mejora de la seguridad de los seis sistemas energéticos insulares en el período 2011-2014. Unas inversiones al margen de otras proyecciones de negocio con fecha de inicio en 2016.

Luis Atienza explicará a Margarita Ramos, que tiene a su antecesor, Jorge Rodríguez, como miembro del Ejecutivo, que los puntos críticos que tiene la red en Canarias se pueden corregir activando nuevas subestaciones que permitirían dividir las de Jinámar (Gran Canaria), Puerto del Rosario (Fuerteventura) y Candelaria (Tenerife). Con esta medida, REE quiere reducir el nivel de concentración y el carácter crítico que tienen estas zonas. La idea de Atienza es poner en marcha un programa de subdivisión de las actuales subestaciones para ir a un modelo con mejor tecnología. De no resolverse los bloqueos administrativos, en estos momentos Canarias corre el riesgo de propagarse y lastrar al conjunto de sistemas, según la voz de los expertos.

Al precipicio

Un hecho que cada otoño, a medida que no se avanza en la tramitación de expedientes, se ubica en el «precipicio del caos» por el simple hecho de ser temporada alta en el sector turístico y el cambio de horario de verano a invierno. Atienza viene desde Madrid con el mensaje de la singularidad del Archipiélago aprendido desde los problemas de trazado eléctrico en Tenerife con Adán Martín (CC) de presidente autonómico. Sin embargo, esa adaptación de REE a las demandas canarias no se ha traducido en un mejor comportamiento insular a los calendarios de redes planificados.

Pero no solamente de trazados pendientes y subestaciones en desarrollo le quiere plantear Luis Atienza a Margarita Ramos. A las medidas de eficiencia en la seguridad de los seis sistemas insulares hay que añadir los problemas que hay para renovar redes cuando en el Archipiélago existe una demanda intensiva de uso de las actuales, que retrasan cambios tecnológicos.

En el caso de Tenerife, el Gobierno de Canarias se ha marcado como objetivo que redistribuir el peso de la generación de la energía de esta isla entre las centrales de Las Caletillas, Granadilla y las placas de «foto» que hay en Arico, titularidad de inversores insulares y Cabildo de Tenerife. En esta isla, el desarrollo de nuevas redes es clave para que la central de «foto» de Arico sea útil. Y esto hay que hacerlo combinando las inversiones de Endesa y las propias de REE en el Sur de esta isla.

En cuanto al escenario 2020, el Gobierno de Canarias tiene la responsabilidad de encontrar suelo en Tenerife para la construcción de una planta de generación. En este sentido, las negociaciones con el Ayuntamiento de Candelaria indican que habrá permiso municipal. En Gran Canaria, el «caos tribal» de los ayuntamientos y pequeños partidos locales no aclara el futuro de la zona de Santa Águeda. De nada sirve que en esta zona se haya hasta proyectado un circuito urbano de Fórmula 1 junto a puertos deportivos. En Fuerteventura, Sampol sigue esperando permiso para poder construir una planta de 50 «megas» de potencia para cobertura a sus clientes.