Un supermercado en Gáldar, primero en Canarias en pagar por llevar envases para reciclar

Es la primera tienda de alimentación donde se realiza ya que hay un colegio en Adeje y una cafetería en Agüimes

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

Un franquiciado de la cadena de supermercados Spar en Canarias que se llama Déniz Díaz ha colocado este mes de febrero la primera máquina que permite a los consumidores a devolver las botellas o latas de bebidas y recibir una remuneración por ello.

Se trata de la primera tienda de cercanía que implanta el sistema se y rompe el bloqueo en las islas a un modelo que siempre ha sido tratado con recelo por sectores industriales canarios. Entre otros aspectos, por el espacio que ocupan y que afecta a empresas industriales que colocar cartón, plástico o vidrio en el mercado internacional.

Con 16 millones de turistas, en Canarias solamente hay tres máquinas de este tipo funcionando y una de ellas fuera del circuito comercial porque es un colegio. Y eso que el 80% de los turistas que vienen a las islas, según TUI, lo hace por razones medioambientales y no por el binomio «sol y playa».

En Alemania, ya sea con una máquina o de forma manual, desde una pequeño comercio a una gran superficie, que vendan envases sometidos al sistema de depósito, devolución y retorno (SDDR) están obligados a recogerlos.

Residuos

Hasta ahora en Canarias, los envases debían llevarse al punto verde como el contenedor amarillo. Con el retorno ahora en Gáldar consiguen recoger más materiales, la gente no quiere perder los 25 céntimos de depósito y de mejor calidad porque se mezcla con otros residuos en los centros de tratamiento. Ese dinero se revierte por descuento en la compra.

El efecto es que pueden desaparecer las latas y botellas de las calles porque es una fuente de ingresos para lasa familias. Sistemas de retorno similares al de Alemania funcionan en más de 40 mercados y regiones, como California, Dinamarca o Islandia.

En España lo está implantado Retorna, una asociación formada por ecologistas, consumidores y sindicatos, y financiada por empresarios alemanes del sector.

Lo que no ha conseguido el SDDR en Alemania es aumentar la reutilización, ya que desde 2003, exceptuando las botellas de vidrio de cerveza, el porcentaje de envases reutilizables ha descendido del 70 al 40%.

De acuerdo con un informe de la consultora PwC, la recogida de envases con depósito es hasta un 14 % más barata que la antigua gestión por el punto verde. En Alemania las grandes superficies se opusieron por la inversión que debían realizar en las máquinas donde se devuelven los envases cuestan alrededor de 15.000 euros.

«Mucha presión en contra»

En Canarias al retorno de envases se oponen los actuales gestores de los residuos, que son los productores agrupados en los Sistemas Integrados de Gestión (SIG). La organización Hispafrica Economía Verde que preside Óscar Ovejero intentó implantar este sistema en 2013 y se encontró con decenas de barreras técnicas y presiones de comerciales en contra.

Un directivo de Hispáfrica dijo este martes a ABC que «cuando intentamos colocar esas máquinas en 2014 Gran Canaria, nos encontramos a una importante cantidad de catédráticos expertos de Google que sabía de todo, como siempre, pero nunca para ayudar y la noticia del tema de Gáldar, siempre adelantados a su tiempo, es excelente para el sistema»

Los envases serán en un primer paso reciclables, y en el futuro reutilizables. Para Retorna, la infraestructura asociada al sistema de retorno de envases de un solo uso permitiría avanzar hacia la reutilización, como se hacía antes en Canarias. La gente llevaba los envases a la tienda de cercanía cuando iba a comprar.