Los sucesos de este jueves 17 de enero en Canarias

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

La Policía Nacional ha detenido en Arrecife (Lanzarote) a un hombre de 46 años, con una veintena de antecedentes policiales, como presunto autor de un delito de robo con fuerza en un restaurante conejero.

La Jefatura Superior de Policía de Canarias informa de que los hechos se desencadenaron tras una llamada al teléfono 091 comunicando la activación de una alarma antirrobo en el interior de un restaurante de la capital lanzaroteña.

Los agentes que acudieron al lugar comprobaron que el cristal de la puerta principal del establecimiento comercial se encontraba fracturado y el interior del mismo revuelto.

El propietario del establecimiento realizó una inspección y se percató de que la caja registradora, que contenía 400 euros, había sido sustraída.

Las gestiones policiales permitieron identificar y arrestar en la ciudad a un hombre de 46 años como presunto autor de un delito de robo con fuerza.

Instruido el correspondiente atestado, el detenido fue puesto a disposición de la Autoridad Judicial competente, destaca la fuente, que agrega quela intervención policial fue llevada a cabo por agentes de la Comisaría de Arrecife.

Joyería.- Un varón de 41 años ha sido detenido como presunto autor de hurtos cometidos al "descuido" en una joyería de Gran Canaria y en dos de Tenerife de las que se sustrajeron relojes valorados en unos 100.000 euros, informó hoy la Policía Nacional.

El detenido, de nacionalidad rumana, es el supuesto autor de hurtos en los que un varón mostraba interés por comprar relojes de alta gama y aprovechaba algún descuido de los empleados para hacerse con las piezas y abandonar los locales.

La investigación se inició en diciembre del pasado año, después de que la Policía Nacional recibiese la denuncia del responsable de una joyería ubicada en el sur Gran Canaria, después de que se produjese el hurto de un reloj valorado en más de 20.000 euros.

Según la Policía Nacional, en Adeje y Santa Cruz de Tenerife se llevaron a cabo hurtos similares, en los que las piezas sustraídas están valoradas en 33.700 y 44.700 euros.

La detención del presunto autor de esos tres hurtos se llevó a cabo cuando regresó a Gran Canaria en un vuelo procedente de Reino Unido, se señala en un comunicado policial.

Detenidos.- Cinco personas han sido detenidas en una operación conjunta de la Policía Nacional y la Guardia Civil, y que al parecer integraban una peligrosa organización criminal dedicada a robos violentos en Tenerife, a los que además se acusa de homicidio en grado de tentativa.

La investigación de la citada operación, denominada "Billar- Risa", ha sido desarrollada conjuntamente por el Grupo de Homicidios de la Policía Nacional y el Equipo de Delincuencia Organizada y Antidrogas de la Guardia Civil a raíz de un tiroteo en la zona de Ofra, en Santa Cruz de Tenerife, informan los cuerpos de seguridad en un comunicado.

Los detenidos tienen edades comprendidas entre los 30 y 45 años, todos con antecedentes policiales, y supuestamente se dedicaban a robos violentos a personas dedicadas al tráfico de drogas empleando para llevar a cabo sus actividades armas de fuego.

En total son cinco los delitos que se han esclarecido mediante la investigación policial; pertenencia a organización criminal, homicidio en grado de tentativa, robo con violencia en grado de tentativa, tenencia ilícita de armas y falsedad documental.

Las investigaciones se iniciaron a principios de 2018 por parte de la Policía Nacional tras tener conocimiento de un suceso en el cual se habrían producido disparos con arma de fuego en el barrio de Ofra de la capital tinerfeña.

Las diligencias de investigación practicadas por los agentes establecieron como hipótesis un posible ajuste de cuentas entre delincuentes dedicados al narcotráfico como motivación de los hechos.

Paralelamente, al tener conocimiento que la investigación iniciada por la Policía Nacional se cruzaba con otra desarrollada por la Guardia Civil sobre las mismas personas, se estableció entre los investigadores de ambos cuerpos una actividad coordinada para esclarecer los hechos que se habían producido.

Los investigadores, siguiendo las líneas establecidas para esclarecer los graves hechos sucedidos en el barrio de Ofra, tuvieron conocimiento que la organización había proyectado, y dispuesto lo necesario para llevarlo a cabo, la comisión de un robo de naturaleza violenta en un almacén comercial del sur de la isla.

Asimismo, se había dispuesto lo necesario en lo relativo a la adquisición de vehículos, tenencia de armas de fuego y elementos necesarios para reducir a las posibles víctimas, entre ellas el propietario del almacén, maniatándolas y amordazándolas cuando se ejecutara el delito.

La gravedad del delito proyectado por la organización, su nivel de estructuración y el desarrollo del plan a ejecutar, fueron el detonante para que, por parte de Policía Nacional y Guardia Civil, se estableciera de manera inmediata un dispositivo especial para garantizar la detención de estas personas e impedir la ejecución del delito que se habían resuelto llevar a cabo.

Gracias al despliegue policial realizado, agentes de Policía Nacional y Guardia Civil procedieron de manera conjunta a la detención de los cinco sospechosos, a los que se les intervino en el interior de un vehículo con placas dobladas una escopeta con cañones recortados y una pistola.

Los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción no 3, que junto a Fiscalía de Santa Cruz de Tenerife ha dirigido esta operación.

La autoridad judicial decretó el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza de 4 de los 5 detenidos.