Sin luz, sin aire acondicionado, pero con cámaras de televisión

TEXTO: C.C.SANTA CRUZ. Mucho calor y sin aire acondicionado. Así empezó la sesión extraordinaria del Parlamento regional que trataba acerca de la oleada de cayucos de los últimos meses. PP, PSOE y

Actualizado:

TEXTO: C.C.

SANTA CRUZ. Mucho calor y sin aire acondicionado. Así empezó la sesión extraordinaria del Parlamento regional que trataba acerca de la oleada de cayucos de los últimos meses. PP, PSOE y Grupo Mixto adelantaban que no tenían muchas esperanzas en la convocatoria, aún así se subieron al estrado para abordar el espinoso asunto sin complejos.

Por su parte, Adán Martín -con ganas de hablar- se saltó a la torera el tiempo de los turnos acordado. Poca novedad en su discurso, criticó al Ejecutivo de Rodríguez Zapatero, al tiempo que le brindaba su colaboración, como siempre.

Así que el socialista Juan Carlos Alemán recogía el testigo y hablaba de las bondades del Estado a la hora de afrontar la crisis o el problema. «Prontitud y eficacia», recalcó, además de recordar que «éste es un tema de complicada solución». Quizá la frase más recurrente durante los últimos meses.

Después le tocó el turno a José Manuel Soria, pero cuando el líder de los populares se disponía a hablar, la luz se fue en la Cámara, aunque no el sonido. A pesar de ello, Soria se negó a seguir hablando, tal vez porque las cámaras de televisión no podrían grabarlo, interpretó irónico el portavoz de CC, José Miguel González.

Y es que la transmisión televisiva del pleno, ocupó buena parte del debate. Mientras PSOE y PP criticaban el «oportunismo electoralista» de Martín, éste afirmó que había sido el popular Larry Álvarez, quién había solicitado, y no él, que las cámaras de la tele pública estuviesen presentes.

El que no estuvo fue el ministro de Justicia, Juan Fernando López Aguilar. A pesar de su ausencia, los diputados no se olvidaron de él y es que, que el grancanario sea el candidato del PSC a las próximas elecciones, no parece asunto baladí. Adán Martín se preguntó a qué espera para modificar las leyes de extranjería, responsabilidad penal del menor y enjuiciamiento criminal.

Con cara de perro

En su actitud crítica con respecto a la labor de Zapatero, Adán Martín recordó que en su día «le puso cara de perro» en una de sus entrevistas. En esa que tardó dos meses en celebrarse. La afirmación no pasó inadvertida y José Manuel Soria afirmó que al oír este comentario pensó «en un yorkshire, de esos que van por los aeropuertos con un lacito rojo».

La actitud de Soria mereció el reproche del presidente que acusó al popular de «hacer teatro» y de José Miguel González, que se planteó «llamar a Emilio Aragón para que contrate a Soria en el Club de la Comedia».