Pescanova podrá producir sus propios pulpos en jaulas

Es un hito internacional que contribuirá a la explotación comercial de esta especie tan demandada por los consumidores. Un acuerdo con el IEO permitirá a la pesquera gallega acceder a la patente y generar pulpos comunes en cautividad tras 20 años de investigaciones

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

Científicos de los centros oceanográficos de Vigo y Tenerife han logrado reproducir pulpos en cautividad tras veinte años de investigaciones sobre el cultivo larvario de pulpo común. Nueva Pescanova ha firmado un contrato para acceder de forma preferencial a la patente propiedad Instituto Español de Oceanografía. Podrá experimentar, sacar sus cuentas y, si procede, comercializar los tanto en tiendas como restauración.

Hasta el 85% del pulpo que se consume actualmente en España procede del mercado africano. Tras muchos años de investigación se ha conseguido dar con un alimento eficiente. En casi 40 años solamente se han logrado que tres o cuatro especies hayan sobrevivdo.

Y es que desde la fase larvaria hasta su disposición a la venta pueden pasar 20 meses. La hembra, que pone unos 200.0000 huevos, que tienen forma de racimito de uvas, muere tras ese proceso. La hembra deja de alimentarse para dar de comer a sus crías. Tras ese proceso, no tiene fuerzas a fin de seguir viviendo. Los pulpos tienen un comportamiento muy complejo. De ahí, buena parte de la dificultad de desarrollo.

Los científicos han logrado superar lo que hasta el momento se consideraba como el principal escollo para el cultivo comercial de esta especie. Por ello, los esfuerzos se centran ahora en obtener juveniles y en estudiar su viabilidad económica.

Penumbra

En el mar viven en situación de penumbra y los investigadores han conseguido mejorar en tanques la supervivencia y crecimiento de las larvas, lo que es un hito internacional que contribuirá a la explotación comercial de esta especie tan demandada por los mercados actualmente.

El IEO, que forma parte del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, ha alcanzado este logro con el uso de nuevas técnicas de cultivo y alimentación. Han consistido en el crecimiento de las larvas con una metodología más rentable y replicable que las utilizadas hasta el momento.

En cuanto al engorde de los juveniles a adultos se lleva realizando ya desde hace años con ejemplares capturados en el mar. El pulpo común tiene un ciclo corto de vida pero con potencial de crecimiento, lo que le convierte en una especie idónea para su cultivo y desarrollo en cautividad.

Mercado

Los precios internacionales del pulpo han provocado un proceso de concentración financiera sobre este alimento. Viveros Merimar ha sido comprada por Portobello Capital. Y es que los altos precios del pulpo de Marruecos ha forzado a salir del negocio a empresas que no pueden resistir los estrechos márgenes de beneficios. Así, Discefa ya es propiedad de GED Capital Development.

En la actualidad es un producto muy demandado en los mercados nacionales e internacionales y con mucho interés comercial, que ha provocado un incremento de su pesca y de estudios e investigaciones científicas para domesticar esta y otras especies de este cefalópodo.

Además, es una especie de gran interés comercial en España y el Mediterráneo y su demanda es cada vez mayor en otros países como es el caso de Estados Unidos lo que, unido a su elevado precio en el mercado, hace que sea un excelente candidato para la diversificación de la acuicultura.

Los pulpos pasan por diferentes etapas en su desarrollo: huevos, paralarvas, juveniles y adultos. Los ensayos realizados en el IEO, basados en esta patente, mejoran los resultados obtenidos hasta ahora en el cultivo larvario y han conseguido obtener juveniles con los cuales iniciar la fase de engorde hasta llegar a adultos.

Acuicultura

Nueva Pescanova finalizará en 2019 la construcción en O Grove (Pontevedra) del centro de I+D+i de Acuicultura Pescanova Biomarine Center tras haber recibido ya todas las licencias correspondientes, según ha anunciado el consejero delegado de la firma, Ignacio González, durante la junta de accionistas de la sociedad de este ejercicio.

En concreto, la construcción del centro será llevada a cabo por San José y la ingeniería por Idom y estará dedicado a la investigación para mejorar la operación de acuicultura que lleva a cabo Nueva Pescanova (langostino vannamei, rodaballo y tilapia). Además, potenciará la tecnología de la acuicultura en el 4.0 e investigará el cultivo de nuevas especies en cuestiones de genética, nutrición, manejo y salud.