El partido de Nicolás Maduro en Canarias ataca a Sánchez por el incendio

«Han convertido nuestros montes en bombas de relojería», sostiene la formación bolivariana en las islas, que este mes ha denunciado la presencia en las islas de fuerzas aéreas de EE.UU porque coloca a la población insular «en colaboradores directos de la violencia terrorista»

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

La formación Nicolás Maduro y Diosdado Cabello en las islas, la coalición bolivariana Ahora Canarias, en que las elecciones europeas de mayo concurrió con ERC, EH Bildu, BNG, Andecha Astur y Puyalón de Cuchas, ha preparado acciones de protesta por el incendio de Gran Canaria, que cuenta con la visita este jueves del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

La formación de Maduro denunció este mes de agosto que la presencia de un contingente militar de la OTAN y Africom (EE.UU.) en la Base Aérea de Gando «está convirtiendo a Canarias y a su población en colaboradores directos de la violencia terrorista practicada por dicha organización».

Cuando Sánchez esté aterrizando en el mismo espacio que han empleado las fuerzas norteamericanas, el partido autoproclamado tras las elecciones como «plataforma Ahora Canarias» lleva a cabo ante el despacho de Ángel Víctor Torres (PSOE), jefe del Ejecutivo canarioo, un acto de protesta por la gestión del incendio ante el edificio de la Presidencia del Gobierno de Canarias.

Después de las 12 del mediodía, como hizo Pablo Casado (PP) el miércoles, Sánchez mantiene un encuentro con administraciones y técnicos para apoyar a los afectados y a los equipos de extinción en el Puesto de Mando Avanzado de Valleseco. Previamente, realizará un recorrido aéreo.

El partido bolivariano, que en Canarias es independentista, ha indicado que «llamamos a apoyar la concentración de indignación por la mala gestión en prevención de los incendios forestales» porque «han convertido nuestros montes en bombas de relojería».

Ahora Canarias espera que este jueves «la indignación popular haga que no existan más oportunidades para aquellos que han estado jugando con nuestra naturaleza y la seguridad de todo un pueblo».

El fuego que visita Sánchez este jueves tiene un perímetro de 112 kilómetros y ha quemado finalmente unas 9.200 hectáreas de terreno, mientras que si se cuentan los otros dos incendios que ha sufrido Gran Canaria en las últimas semanas la cifra aumenta a las 12.000 hectáreas.

Canarias pide a Sánchez que mantengan todas las unidades aéreas y los equipos de tierra mientras el nivel no disminuya porque llega subida de temperaturas en las próximas jornadas. El pasado mes de mayo el partido independentista afirmaba que «nos enfrentemos a esos monstruos políticos que respaldan grandes capitales o usen las tácticas más carroñeras para secuestrar el voto de los electores más vulnerable».