La Laguna cuenta en 2009 más de 400 denuncias de mujeres maltratadas

ACN
LA LAGUNA Actualizado:

Los datos de violencia machista continúan incrementándose en La Laguna. Así lo demuestran las 429 víctimas atendidas en la Oficina Comarcal de Violencia de Género del municipio durante 2009 frente a las 253 de 2008. Según los datos aportados por la Unidad Orgánica de Violencia de Género del Cabildo de Tenerife, esta oficina comarcal atendió al 15 por ciento del total de mujeres maltratadas de la isla que acudieron a alguno de los nueve centros insulares de atención integral a las víctimas.

De este porcentaje, el siete por ciento eran usuarias nuevas, unas 190 mujeres más que el año anterior, quienes denunciaron violencia en el ámbito doméstico en la práctica totalidad de los casos, frente a un uno por ciento en el ámbito social. Asimismo, el 84 por ciento de las mujeres maltratadas que acudió a esta oficina eran naturales de La Laguna, aunque también se asesoró a un cuatro por ciento de víctimas procedentes de Santa Cruz, un tres por ciento de El Rosario y un dos por ciento de Tegueste. Sin embargo, en otras oficinas comarcales de la isla se atendió a una treintena de usuarias nuevas de la red que eran naturales de La Laguna pero que, por otras circunstancias, se encontraban en un municipio distinto al suyo a la hora de pedir apoyo en estos centros.

La directora de la Unidad Orgánica de Violencia de Género del Cabildo de Tenerife, Julieta Martín, destacó «la colaboración e implicación» del Ayuntamiento de La Laguna en el trabajo de esta oficina, que ocupa el segundo lugar en cuanto a volumen de demanda de la isla , sólo por detrás de la de Santa Cruz. Martín señaló también que estas cifras negativas implican, más que un aumento en la violencia, una mayor concienciación de las víctimas sobre la necesidad de denunciar estos abusos, a la vez que insistió en la necesidad de que cualquier persona que esté sufriendo este tipo de maltrato «denuncie, llame al 1-1-2 o acuda a cualquiera de las oficinas descentralizadas para recibir ayuda».

La mayoría de las víctimas tienen entre 26 y 55 años de edad, aunque se cuentan también cuatro menores.