El lío que se va a encontrar Franquis en la obra civil de Canarias

El PSOE de Tenerife lanza la primera advertencia contra desequilibrios inversores frente a Gran Canaria. El consumo de cemento en Gran Canaria ha aumentado un 14,13% respecto al mismo periodo del año anterior y en Tenerife ha disminuido un 10%

Las Palmas de Gran CanariaActualizado:

El nuevo consejero de Pbras Púbicas del Gobierno de Canarias, Sebastián Franquis, deberá articular en las próximas semanas las prioridades en 2020 en materia de Obras Públicas. Parte de esos cambios pasan por negociaciones con el Ministerio de Fomento.

A fin de comprender lío de las obras públicas en Tenerife, por ejemplo: un turista que se aloje en La Orotava y tenga un vuelo desde el sur de la isla a su país de origen a las nueve de la mañana que tiene que salir del hotel de madrugada para llegar a tiempo. El daño de imagen al destino es total. Y eso sin contar con la mano de obra canaria que debe ir a sus centros de trabajo.

El líder del PSOE en Tenerife, Pedro Martín, que opta a ser presidente insular a partir del 24 de julio, lanzó este martes el primer mensaje a la dirección del PSOE canario: «Nos pondremos del lado del Gobierno cuando sea necesario y seremos críticos cuando sea necesario». «Se debe atender Tenerife de una forma especial», ha dicho Martín, quien ha insistido en que es esta isla la que tiene los principales problemas en esa área.

Fepeco, que es la patronal de la construcción en Tenerife, ha alertado de que la industria de la construcción se está paralizando en Tenerife frente al movimiento que está habiendo en Gran Canaria y asegura que la isla tinerfeña «está sumida en una inquietante apatía por la falta de liderazgo, que propicia que esté atascada, sin visos de mejora, si no se cambia la dinámica gestora, haciéndola realista y efectiva«.

El presidente de Fepeco, Óscar Izquierdo, ha indicado que el tejido empresarial y la iniciativa privada «quieren trabajar pero se lo impiden sistemáticamente los obstáculos burocráticos y la incapacidad de algunos responsables públicos».

Según Óscar Izquierdo, «Tenerife urge una revitalización económica que tiene que pasar por la potenciación de la actividad constructiva, verdadera generadora de riqueza social y del empleo, que en estos momentos se ve frenada por un muro infranqueable, que es una administración pública lenta, obsoleta y paralizante, que impide la edificación, por las continuas pegas, retrasos e inconvenientes en la concesión de licencias y por otro lado, porque no hay manera que se ejecuten las obras de carreteras y demás infraestructuras imprescindibles para un desarrollo sostenible».

Economía sumergida

El presidente de Fepeco indicó que los datos reflejan un estancamiento de la construcción en Tenerife debido a causas externas al sector, como son la poca operatividad de las administraciones públicas en sus distintos niveles territoriales; el aumento significativo de la economía sumergida en las obras de reforma, rehabilitación e intermediación inmobiliaria; la lentitud en la resolución de los expedientes y las licencias de obras; el colapso en que están instaladas las oficinas técnicas municipales; las deudas de los ayuntamientos con las empresas; la falta de proyectos y licitación de obra pública, y el retraso histórico de las obras de carreteras.

Izquierdo apuntó que actualmente a nivel provincial y de forma directa el sector ocupa a 25.933 personas y aunque sigue creando empleo, el nivel va disminuyendo anualmente. De junio de 2017 a junio de 2018 aumentó la afiliación a la Seguridad Social en un 11,83%, un año después, de junio de 2018 a junio de 2019, el incremento fue del 3,5%.

Promociones

«Estamos en un proceso claramente de estabilización, de enfriamiento de la actividad en nuestra isla», advierte Óscar Izquierdo, que añade que del conjunto de trabajadores de la construcción en Canarias, un 51,92% están en la provincia de Las Palmas y un 48,08 se concentran en la provincia de Santa Cruz de Tenerife y la tendencia es a seguir aumentando esas proporciones.

Para Ózcar Izquierdo, otro dato significativo es que, hasta el 31 de mayo, el consumo de cemento en Gran Canaria ha aumentado un 14,13% respecto al mismo periodo del año anterior y en Tenerife ha disminuido un 10%.

Los áridos han seguido la misma tendencia que el cemento, incrementando su consumo en Gran Canaria y disminuyendo en Tenerife, en proporciones similares, como consecuencia, entre otros motivos, de una mayor cantidad de promociones privadas, lo que demuestra más celeridad en la gestión administrativa de licencias municipales o las obras en el Puerto de la Luz que es un foco significativo de actividad, en comparación al Puerto de Tenerife que lamentablemente no tiene la suficiente entidad constructiva, señala.

Formación

Además, dice que hay que sumar la mala noticia para la provincia de Santa Cruz de Tenerife por la pérdida de oferta formativa de FP en la construcción, concretamente en el IES Cruz Santa, la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias ha quitado para el curso 2019-2020 el 1º Ciclo de Grado Superior de proyecto de edificación (Delineante Proyectista) y el 1º Ciclo de Grado Medio de obras de interior decoración y rehabilitación (albañil especializado) que llevaba solo dos cursos académicos.

Como consecuencia, la isla de Tenerife se queda sin la oferta en FP en grado medio, que formaría a los oficiales albañiles especializados en falsos techos, tabiquerías, colocados de placas de yeso laminadas, revestimientos o pinturas, lo cual, según el presidente de la patronal, «es muy perjudicial para el desenvolvimiento ordinario del sector de la construcción, ya que son perfiles profesionales muy demandados por las empresas».

En cambio el sector, patronal y sindicatos, a través de la Fundación Laboral de la Construcción, han formado en el último año a 3.812 alumnos, a través de 321 cursos y miles de horas de formación, todo un ejemplo de compromiso social con nuestra tierra, añadió Izquierdo.