Decenas de agentes de la Policía Nacional han blindado el perímetro y bloqueado todos los accesos al edificio
Decenas de agentes de la Policía Nacional han blindado el perímetro y bloqueado todos los accesos al edificio
Sucesos

Evacuado y acordonado el edificio de El Corte Inglés del centro de Zaragoza por un incendio

Decenas de policías blindaron los accesos al centro, que reabrió con normalidad un par de horas después

ZaragozaActualizado:

El edificio de El Corte Inglés situado en el Paseo de Sagasta de Zaragoza, junto a la sede central de Ibercaja, fue totalmente evacuado de emergencia poco antes de las 14.00 horas por un incendio. Una gran columna de humo se hizo visible desde la calle, al salir por los respiraderos de la azotea, aunque no llegó a haber llamas y tampoco hubo heridos.

El incendio se dio por extinguido con rapidez y se procedió a ventilar las plantas afectadas, para despejarlas de humo. El centro reabrió un par de horas después. Al parecer, la combustión se produjo por un cortocircuito en la última planta del edificio.

El centro activó el plan de evacuación, que se completó con rapidez mientras acudían al lugar varios camiones de bomberos, así como numerosas dotaciones de la Polícia Local y de la Policía Nacional, incluidos agentes de paisano y grupos pertenecientes a unidades de intervención. También llegaron varias ambulancias.

Camiones de bomberos, a las puertas del edificio
Camiones de bomberos, a las puertas del edificio - F. S.

El centro activó el plan de evacuación, que se completó con rapidez mientras acudían al lugar varios camiones de bomberos, así como numerosas dotaciones de la Polícia Local y de la Policía Nacional, incluidos agentes de paisano y grupos pertenecientes a unidades de intervención. También llegaron varias ambulancias.

Hasta el lugar se han desplazado varias ambulancias
Hasta el lugar se han desplazado varias ambulancias - F. S.

Fuentes policiales han justificado el abundante despliegue policial en una cuestión «preventiva», tanto para analizar qué había ocurrido como para garantizar que no se producían accesos incontrolados al establecimiento y evitar el riesgo de robos.

Cientos de personas fueron desalojadas del edificio en cuestión de minutos, entre clientes y trabajadores que se encontraban en ese momento en este establecimiento, el más emblemático e histórico centro de El Corte Inglés en la capital aragonesa.