Imagen de uno de los artefactos de la Guerra Civil que han neutralizado los Tedax en Aragón en las últimas semanas
Imagen de uno de los artefactos de la Guerra Civil que han neutralizado los Tedax en Aragón en las últimas semanas
Sucesos

Un agricultor se topa con una bomba de 48 kilos mientras labraba su campo

El proyectil, de la Guerra Civil, no estalló y fue neutralizado por los Tedax en Teruel

ZaragozaActualizado:

Un agricultor se ha topado con una bomba de 48 kilos de peso mientras labraba su campo cerca de Teruel, entre las pedanías de San Blas y Campillo. Se trataba de un proyectil de artillería de la Guerra Civil que quedó sobre el terreno sin estallar.

El agricultor avisó de inmediato a la Polícía, y especialistas de los Tedax se encargaron de retirarlo con cuidado y llevarlo a una zona apartada, donde lo hicieron estallar de forma controlada el pasado martes, según acaban de informar fuentes policiales.

Este ha sido uno de los cinco artefactos explosivos de la Guerra Civil que han sido detectados y neutralizados en diversos puntos de Aragón durante las últimas semanas, según han indicado las mismas fuentes. Además del artefacto encontrado por ese agricultor, otros dos más se encontraron en la misma provincia de Teruel, uno en Calatayud (Zaragoza) y otro en Huesca capital.

El artefacto que apareció en la capital oscense lo encontraron unos operarios en plenas obras de construcción del nuevo párking que se está habilitando frente al Palacio de Deportes de Huesca. Se toparon en este caso con un proyectil de artillería de unos 45 kilos. Los Tedax lo trasladaron hasta un campo militar, donde lo hicieron estallar de forma controlada.

En Teruel capital fue hallado otro proyectil de artillería el pasado 18 de octubre. Fue localizado por una persona mientras paseaba por la zona de Fuente Cerrada. El artefacto se encontraba semienterrado. Ante el peligro que suponía extraerlo del terreno, se optó por destruirlo allí mismo.

Por otra parte, en Alfambra (Teruel), otro viandante se topó con un proyectil de artillería el 22 de octubre. Contenía kilo y medio de explosivo. Los Tedax lo hicieron estallar en una zona segura a la que trasldaron el artefacto.

En el caso de Calatayud, se trató de una granada de mortero, de la calse «Valero», también de la Guerra Civil. Apareció el pasado fin de semana. Se la encontró un hombre mientras paseaba por el paraje de La Bartolina. Los Tedax desactivaron la granada allí mismo.