XVII CONGRESO NACIONAL DEL PP

El PP zanja que su «posición» no es eliminar el cristianismo

ABC
MADRID Actualizado:

El secretario general del PP de Madrid, Ignacio González, expresó ayer su respeto ante la enmienda que la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, presentará para eliminar la referencia al cristianismo en los estatutos del PP, aunque ratificó que esa no es la posición del Partido Popular de Madrid, ni la suya propia. Sus declaraciones se sumaban a la postura ya dada a conocer el miércoles por otras fuentes del partido, que daban por hecho que la iniciativa no saldrá adelante por «absurda» y porque el cristianismo constituye una de las referencias del ideario de la formación política.

A horas del inicio mañana viernes del Congreso popular, que se celebrará en Sevilla, Ignacio González se distanció también de otra enmienda, la que llevará el portavoz del PP en la Asamblea de Madrid, Íñigo Henríquez de Luna, para facilitar la elección de candidatos por primarias. Según el secretario general del partido en Madrid, se trata de una propuesta «a título personal, que ya ha defendido en congresos anteriores» pero que «no es la posición del PP de Madrid».

La «tortura» de Camps

En una entrevista ofrecida por la mañana a Telemadrid, Ignacio González ha hablado del futuro organigrama del partido, en especial de la revalidación de María Dolores de Cospedal como secretaria general, de la que ha dicho que «todo el PP la respalda».

También ha apostado por que el vicesecretario de Comunicación, Esteban González Pons, seguirá formando parte del Comité Ejecutivo y se ha referido al expresidente del Ejecutivo valenciano, Francisco Camps. «Camps tiene todo el futuro político por delante, después de que le han sometido a una tortura tremenda durante muchísimo tiempo y ahora el tribunal ha decretado que no tenía ninguna responsabilidad», ha añadido González.