Rubalcaba justifica que el Gobierno pague su mitin
<a href="http://www.abc.es/fotos/20111015/candidato-psoe-llegada-acto-1501939604172.html">El candidato del PSOE a su llegada al acto del Día de la Mujer Rural</a> - EFE

Rubalcaba justifica que el Gobierno pague su mitin

Defiende la «utilidad pública» de Fademur, subvencionada para el acto que le acogió ayer, como denunció ABC

LOGROÑO Actualizado:

Rubalcaba acudió ayer a hacer precampaña en Logroño, en un acto financiado por el Gobierno central a través de Fademur, una organización estatal de mujeres rurales próxima al PSOE. El candidato socialista a la presidencia del Gobierno recortó sustancialmente el programa que se había anunciado. No llegó a la capital riojana por la mañana, como se había previsto, pero no perdió la ocasión de clausurar el acto conmemorativo del Día Internacional de la Mujer Rural organizado por Fademur, que incluyó un premio a la ex vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega.

Aunque tarde —con hora y media de retraso—, Rubalcaba llegó al auditorio Riojaforum y pidió la «ayuda» de los cientos de mujeres presentes en el acto. «No puedo pedir el voto, porque aún no estamos en campaña», aclaró. Como reveló ABC, este foro de mujeres rurales que ha tenido como «estrella» política a Rubalcaba ha sido costeado por el Gobierno central, con una subvención de 33.852 euros concedida específicamente para la ocasión por el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, que dirige Rosa Aguilar.

Desde la tribuna, el candidato socialista aprovechó para defender que se hayan destinado fondos públicos para un evento que ha aprovechado como plataforma electoral. A su juicio, la ayuda ha sido concedida a Fademur «con sentido de neutralidad», porque la actividad de esta entidad es «de utilidad pública, guste o no».

«Parece que había quien no quería que nos juntáramos», dijo Rubalcaba con ironía durante su intervención. «Y viendo lo que hay delante —continuó—, les entiendo. A mí no me tienen mucho miedo, pero a vosotras, sí. Y a vosotras y a mí juntos, nos tienen más miedo», afirmó ante un público con el que se sentía en cómoda afinidad. Pero ni antes ni después de su mitin quiso atender preguntas de los periodistas que habían acudido.