José Luis Rodríguez Zapatero, en una imagen de archivo - EFE

Zapatero, sobre el indulto a los presos del 1-O: «Estoy a favor de que se estudie si lo piden

El expresidente del Gobierno: «Soy un militante del diálogo y del entendimiento con Cataluña»

MadridActualizado:

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ha manifestado este martes que cree que el Ejecutivo central debería estudiar indultos a los presos independentistas si los piden: «Estoy a favor de que se estudie si lo piden. Pero el presidente del Gobierno siempre tiene más información que nadie».

Así lo ha expuesto el expresidente socialista en una entrevista en Rac1, sin querer añadir nada más sobre esta cuestión: «No quiero que me digan: Ya está aquí este listo».

También ha explicado que, antes del inicio del juicio en el Tribunal Supremo, habló por teléfono con el exvicepresidente del Govern y líder de ERC, Oriol Junqueras, que lo volvería a hacer, y que desea una sentencia del Tribunal Supremo «que no comprometa el diálogo».

Fue el líder de ERC quien llamó a Zapatero y le pidió que procurara defender el diálogo: «Me dijo que apostaba por el diálogo, que había que dialogar. Soy un militante del diálogo y del entendimiento con Cataluña».

A la espera de la sentencia a los presos independentistas, ha confiado en que permita «recuperar la necesaria, deseable y saludable convivencia» pese a manifestar su respeto por el pronunciamiento que haga el Tribunal Supremo.

«Que no nos desborde el agua antes de que se pueda racionalizar y poner sosiego si la sentencia produce un grave problema», ha reclamado Zapatero, que espera que sirva la lección aprendida tras la sentencia del Estatut.

Al preguntársele si tacha de golpistas a los presos, ha asegurado que no utilizaría esta palabra para describir lo que ocurrió, y ha rehuido concretar si les definiría como presos políticos: «No voy a entrar en este debate. Esto me ha perseguido con el tema de Venezuela».

En relación al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont, que vive en Bélgica, Zapatero no ha hablado con él aunque tienen un amigo en común: «Alguna vez me ha dirigido algún mensaje, pero no directamente».

A su juicio, la situación de Puigdemont es la más complicada que se deberá gestionar: «Que un expresidente, que se siente presidente, esté donde está, con las condiciones políticas, jurisdiccionales y judiciales que tiene, lo veo complicado de gestionar».

Tras reiterar su rechazo a un referéndum de autodeterminación, ha defendido un diálogo con iniciativas y reformas que acerquen a ambas partes y que permita «una relación renovada de lo que es Cataluña en el conjunto de la democracia española».

«Tenemos que plantearnos objetivos posibles», ha recalcado el expresidente del Gobierno, que ha deseado que esta legislatura sirva de palanca para que haya un diálogo a fondo que permita una salida al conflicto catalán.