El presidente de Perú, Martín Vizcarra, y el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, ayer en La Moncloa
El presidente de Perú, Martín Vizcarra, y el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, ayer en La Moncloa - POOL

Vizcarra arranca a Sánchez un compromiso a favor del restablecimiento de la democracia en Venezuela

España y Perú defienden elecciones «libres, justas, creíbles y sin restricciones»

MadridActualizado:

El presidente de Perú, Martín Vizcarra, consiguió arrancar ayer al Gobierno socialista de España un compromiso a favor del restablecimiento de la democracia en Venezuela. El compromiso está recogido en una declaración conjunta que Vizcarra y el jefe del Ejecutivo español, Pedro Sánchez, firmaron junto a siete acuerdos bilaterales y después de la reunión que ambos mandatarios mantuvieron en el Palacio de La Moncloa.

Perú forma parte del Grupo de Lima, los aliados del presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó. Este grupo se formó en agosto de 2017 para dar una solución democrática a la situación de Venezuela, y uno de los objetivos de Vizcarra, durante la visita de Estado que ha realizado a nuestro país, era conseguir que España y Perú mantuvieran su colaboración en apoyo de Guaidó y del restablecimiento de la democracia en Venezuela.

Así lo reclamó Vizcarra el pasado miércoles ante el Congreso de los Diputados y el Senado, reunidos en sesión conjunta. Sin embargo, al Gobierno de España le molestó que el mandatario peruano hiciera alusión a Venezuela en público y en las Cortes, donde hay «sensibilidades distintas», y ni el presidente del Gobierno ni los ministros aplaudieron sus palabras, que fueron recibidas con una ovación de los parlamentarios de PP y Ciudadanos.

Además, el Gobierno suprimió cualquier mención a Venezuela en la cena de gala que los Reyes ofrecieron esa misma noche a su invitado en el Palacio Real, y remitió a Vizcarra a hablar de Venezuela en la reunión que ayer mantuvo en privado con Sánchez en La Moncloa.

El acuerdo de la declaración

Tras esa reunión, el Gobierno de España hizo público el texto del compromiso, que no hace alusión alguna a una posible intervención militar en Venezuela y que señala lo siguiente: «Los dos presidentes reiteran su firme apoyo al presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, y su compromiso de trabajar de manera coordinada para impulsar el restablecimiento de la democracia en ese país, a través de la pronta celebración de elecciones presidenciales libres, justas y creíbles con una participación sin restricciones y bajo observación y estándares internacionales, así como reiteran su preocupación por la grave crisis humanitaria que afecta a la población venezolana».

La declaración conjunta recoge otros puntos que hacen referencia a las relaciones económicas y comerciales entre ambos países, a la cooperación en distintas materas, la lucha contra la delincuencia y la corrupción, el tráfico de drogas, ciencia, inmigración, cambio climático y Cumbres Iberoamericanas, entre otros. El punto que hace referencia a Venezuela es el número 17 en una lista de 21.

Tras la firma de los acuerdos, Sánchez ofreció un almuerzo en honor de su invitado en el Palacio de La Moncloa, donde reiteró lo que ya había dicho antes el Rey: que España colaborará con Perú en la conmemoración del bicentenario de su independencia, que se celebrará en 2021.Por la noche, fue Martín Vizcarra quien ofreció en el Palacio de El Pardo, que ha sido su residencia oficial estos días, la llamada recepción de devolución, a la que asistieron los Reyes y con la que cerró su visita de Estado a España.

Última visita de Estado

Esta visita será con toda probabilidad la última que se reciba en España con carácter de Estado hasta que se celebren las elecciones convocadas para el próximo 28 de abril y se forme un nuevo Gobierno que marque la política exterior, aunque los Reyes aún podrían realizar algún viaje del máximo nivel al exterior. La visita del mandatario peruano ha sido la octava del Reinado de Don Felipe.