Paula Vázquez, junto a Félix Álvarez y Óscar Ladoire

Telecinco estrena «Fort Boyard», un concurso de riesgo y aventura

Telecinco estrena esta noche, en la franja que hasta la pasada semana ocupó «Gran Hermano», el concurso «Fort Boyard». Heredero de la estética de los vídeojuegos de dragones y mazmorras, el espacio pone a prueba las facultades físicas de los concursantes y añade, como reclamo, el atractivo de un rodaje desarrollado en un escenario natural: una fortaleza enclavada en la costa atlántica francesa.

MADRID. J. L.
Actualizado:

Sin el encanto y los aires de verbena del veterano «Grand Prix», ni los elementos masoquistas de «El juego de la oca», el nuevo concurso de Telecinco se desmarca de la tendencia de los concursos de conocimientos, tan en boga en las últimas tres temporadas, para apostar por la acción, el riesgo y la aventura. cada semana, un equipo intentará conseguir, como en un vídeojuego de primera generación, las llaves que abren el cofre de un tesoro que se traduce en viajes de distinto kilometraje.

«Llevábamos más de dos años intentando adaptar este formato francés, con más de diez años de historia y que se emite con éxito en muchos países», señala Máximo Porta, director de Producción Propia de Telecinco, quien espera poder regresar a la fortaleza, cedida por la compañía televisiva que la tiene alquilada, para grabar más entregas del espacio, del que sólo se han rodado cinco, correspondientes a la primera tanda que hoy estrena Telecinco.

MÁS DE MIL ASPIRANTES

«Consideramos que se trata de algo diferente, atractivo y vivo, un programa grabado en una fortaleza napoleónica que le da una magia particular», añade Porta. Unas pruebas de selección a las que se presentaron alrededor de 1.000 aspirantes han permitido a los responsables del programa contar con concursantes capaces de superar pruebas que se desarrollan entre fieras, precipicios y espacios acuáticos y que concluyen con un ejercicio de lógica, aunque, aclara Porta, «no es un programa de preguntas y respuestas».

Félix Álvarez, de «El informal», y Óscar Ladoire, que da vida a un alquimista encargado de plantear enigmas a los particpantes, acompañan a Paula Vázquez en «Fort Boyard». la presentadora gallega reconoce el cansancio acumulado por las sesiones diarias en directo de «El juego del Euromillón» y señala que «necesitaba algo de aventura».

COMO UN VÍDEOJUEGO

«Es como un vídeojuego en el que los concursantes van pasando de pantalla», añade Vázquez, que asegura «tensión y malos momentos» en «Fort Boyard». Aunque el equipo de Telecinco sólo dispuso de una semana para grabar las cinco ediciones de la versión española del programa, su directora, Olga Flores, asegura que «gracias a la ayuda de los técnicos franceses, el espectador va a tener la sensación de que llevamos haciéndolo toda la vida».

Situada en la zona francesa de La Rochelle, la fortaleza donde se graba el espacio es desde hace diez años un espacio alquilado por la compañía Adventures Live, que lo ha transformado en un estudio televisivo, con salas de control y la más avanzada tecnología.