Dolores Delgado, ministra de Justicia - ÓSCAR DEL POZO

Así fue la reunión que probaría la estrecha relación entre la ministra Delgado y Villarejo

Un digital difunde las grabaciones de un encuentro en 2009 de la titular de Justicia con el comisario jubilado

Dolores Delgado dice ahora que coincidió en tres ocasiones con Villarejo

Actualizado:

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, ya no puede sostener que nunca tuvo una relación «profesional» ni «personal» con el comisario jubilado José Manuel Villarejo, a tenor de nuevas grabaciones difundidas hoy.

El digital Moncloa.com ha publicado hoy lunes varios audios grabados en 2009 en una comida de agradecimiento que Villarejo, hoy en prisión preventiva, dio para la concesión de una medalla al mérito. En dicho evento la ahora ministra actúa con familiaridad y se la escucha comentar temas cotidianos.

En total son seis los participante en dicho encuentro. Además de Delgado, en la mesa se sentaron el exmagistrado Baltasar Garzón, el entonces director adjunto operativo (DAO) de la Policía Nacional, Eugenio Pino, y tres mandos policiales adjuntos al DAO de aquella época: Enrique García Castaño, alias «El Gordo»; Miguel Ángel Fernández Chico (fallecido) y Gabriel Fuentes.

La comida se celebró, según Moncloa.com, en un restaurante en la calle Raimundo Fernández Villaderde, en Madrid, y duró más de tres horas y media. Los mandos policiales se dirigen a la entonces fiscal y a Garzón con los motes de «Lola» y «Balta», lo que desmonta la versión que Delgado ofreció tras otra información que la relacionaba con Villarejo.

Días atrás, trascendió que la Audiencia Nacional investiga una anotación realizada por Villarejo en la que menciona una cita con Delgado cuando era fiscal de la Audiencia Nacional. La nota reflejaba una reunión con la ahora titular de Justicia, y fiscal hasta el pasado mes de junio, para recabar su apoyo en beneficio del empresario Ángel Pérez-Maura, quien estaba inmerso en un proceso de extradición al ser reclamado por la justicia de Guatemala.

Justicia reaccionó en primer lugar negando cualquier encuentro y rechazaba cualquier relación entre Delgado y Villarejo. «Ni concertó ni mantuvo cita alguna con el comisario citado en la información, con el que nunca ha tenido relación de ningún tipo», señaló en un comunicado. Horas después, Delgado dijo que no ha tenido relación «profesional», ni «personal» con el excomisario más allá de coincidir con él «en compañía de otras personas en algún evento».

Estas explicaciones no se sostienen tras los audios conocidos hoy. En ellos se puede escuchar a la titular de Justicia bromenado sobre sexo y comentando asuntos judiciales y policiales. También comenta temas familiares con Villarejo y el resto de mandos policiales.

Uno de los temas abordados fue el secuestro del pesquero «Alakrana», pues ese día llegaron a España dos piratas somalíes que habían sido detenidos por la Armada. Delgado lamenta la «horrible» imagen de España, «de país bananero y de coña». «Lo que pasa es que no tenían que haber traído a ninguno de los dos, eso lo primero», dice en las grabaciones.

Tras comentar la actuación de jueces y compañeros de la Audiencia Nacional, sin escatimar en comentarios homófobos y sexistas, Delgado se despide de sus compañeros con un «bueno, yo me voy a por mi niña».

El presidente del PP, Pablo Casado, ha declarado esta mañana que las grabaciones «demuestran una mentira» de la ministra de Justicia «y probablemente exigen una explicación». Delgado es «la notaria mayor del reino y ha negado una información que tendrá que decir por qué la ha negado», ha reclamado Casado.