Vista del hemiciclo catalán
Vista del hemiciclo catalán - Efe
Elecciones catalanas

Radiografía del «Parlament»: 135 escaños que cuestan 50 millones de euros al año

En sueldos de cargos políticos y asesores se le van más de 10 millones anuales, y 16 en subvencionar a los partidos

Actualizado:

Ciento treinta y cinco escaños con un coste anual de unos 50 millones de euros. Son las grandes cifras del Parlamento de Cataluña. Es, con diferencia, el hemiciclo más caro del panorama autonómico español, el que más presupuesto maneja.

Las cita con las urnas de este jueves decide el reparto de escaños entre los partidos que concurren a los comicios. Además de lo que la presencia parlamentaria representa en términos de poder político, también tiene relevancia en términos económicos, por los ingresos fijos que los partidos se garantizan.

Este 2017, por ejemplo, el presupuesto del «Parlament» ha rozado los 54 millones de euros. Es decir, un coste medio estimado de unos 40.000 euros anuales por escaño.

De esos 54 millones, más de la mitad corresponden a fondos abonados a los partidos y a sueldos de cargos políticos y asesores. En concreto, los sueldos de los 135 diputados suman más de 7 millones de euros al año, y más de tres millones de euros los que cobran los asesores.

Además, los grupos parlamentarios perciben unos 16 millones de euros en subvenciones. Estos fondos constituyen una relevante vía de financiación de los partidos. A más escaños ocupados por un grupo parlamentario, más subvenciones percibidas por éste.

El «Parlament» cuenta también con una nutrida plantilla de trabajadores de diversas funciones y escalas. Sus nóminas suman casi 15 millones de euros anuales, a los que hay que sumar varios millones más en cotizaciones a la Seguridad Social.

El Legislativo catalán reserva también cada año una partida de cuatro millones de euros para el pago de dietas de desplazamientos e «indemnizaciones por razón de servicio».