Jordi Sánchez ha pedido el traslado a una prisión catalana
Jordi Sánchez ha pedido el traslado a una prisión catalana - Efe

Prisiones deniega a Jordi Sánchez el traslado a una cárcel catalana

Al parecer, el mismo preso que le gritó «viva España» sigue molestándole

Agencias
Madrid / BarcelonaActualizado:

Instituciones Penitenciarias ha denegado al líder de la ANC, Jordi Sánchez, el traslado a la cárcel catalana de Quatre Camins que había solicitado para estar más cerca de su familia y de su abogado. Sànchez, quien ayer cumplió un mes de prisión preventiva en la cárcel madrileña de Soto del Real por decisión de la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela, pidió el traslado en un escrito presentado el 31 de octubre.

En una resolución a la que ha tenido acceso Europa Press, el secretario general de Instituciones Penitenciarias argumenta que su encarcelamiento en la prisión de Estremera, en Madrid, «facilita, habida cuenta de su reciente ingreso, las prácticas de cuantas diligencias» pueda acordar la Audiencia Nacional, que lo investiga por un presunto delito de rebelión.

La resolución, firmada por el secretario general de Instituciones Penitenciarias y subdirector general de tratamiento y gestión penitenciaria, responde a los abogados que el hecho de estar ingresado en la cárcel madrileña no impide el «derecho a las comunicaciones del interno ni el derecho a la defensa».

Sánchez está preso en el módulo 4 de la cárcel de Soto y ha solicitado al menos en dos ocasiones el cambio al presentar dos quejas verbales a los funcionarios, han informado a Efe fuentes penitenciarias. El dirigente soberanista, que irá en las listas de Junts per Catalunya el 21-D, se quejó del tratamiento que algunos de los presos de la cárcel le dieron a su llegada, entre ellos un interno que le gritó «viva España».

Ese interno, animado por la fama conseguida, ha seguido molestando al líder de la ANC, quien, según las consultadas por EFE, lleva una rutina tranquila y no ha dado ningún problema.