El PP celebra la victoria de Feijóo en la calle

EP | MADRID
Actualizado:

El presidente del PP, Mariano Rajoy, confesó esta noche que estaba "muy feliz" por los resultados que ha cosechado el partido en Galicia --han obtenido mayoría absoluta-- y en el País Vasco -los trece escaños del PP vasco podrían permitir un cambio político--. De hecho, quiso dejar claro que su formación apuesta por el cambio en esta comunidad. "El PP quería el cambio en el País Vasco y sigue queriendo el cambio en el País Vasco", proclamó.

Rajoy hizo estas declaraciones en una comparecencia en la sala de prensa, donde fue recibido con fuertes aplausos de los dirigentes del PP que siguieron el escrutinio en la sede nacional del partido, entre ellos, Javier Arenas, Ana Mato, Esteban González Pons, Soraya Sáenz de Santamaría, Federico Trillo y Alberto Ruiz Gallardón, entre otros.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, no acudió esta noche a 'Génova' pero sí que estaba presente el consejero de Interior y secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados.

El martes, comité ejecutivo

Rajoy anunció que mañana se desplazará con el comité de dirección a Galicia para reunirse con los dirigentes del partido en esta comunidad y después hará lo propio con los dirigentes del País Vasco. Al día siguiente, ha convocado al Comité Ejecutivo Nacional en Madrid para analizar los resultados electorales en ambas comunidades, informaron fuentes 'populares'. Tras agradecer a los ciudadanos que han depositado su confianza en el PP, Rajoy afirmó que los dirigentes de su partido "estarán a la altura de las circunstancias" y no se "arrepentirán" por haberles dado este apoyo. Además, se comprometió a trabajar para que aquellos que no les han votado "confíen" en su partido.

A continuación, alabó el "enorme esfuerzo" y la "extraordinaria campaña" que han realizado tanto el PP vasco como el PP gallego, sabiendo llevar sus "ideas y principios al conjunto de los ciudadanos". Aprovechó para dar las gracias de "manera especial" a Antonio Basagoiti y Alberto Núñez Feijóo por haber hecho "una extraordinaria campaña" en "unas circunstancias difíciles" y obtener "un brillantísimo resultado electoral". "Quiero decir que estoy enormemente orgulloso de presidir el PP", proclamó a renglón seguido, cosechando una cerrada ovación de todos los dirigentes 'populares' presentes en la sala. Y añadió: "Este es un gran partido, el más grande de Europa, que en circunstancias difíciles sabe estar a la altura de las circunstancias".

En Galicia, un gran Gobierno

En el caso concreto de Galicia, el líder de la oposición se mostró convencido de que habrá "un gran gobierno" y que esta comunidad dará "un salto". También destacó el hecho de que Feijóo haya ganado los comicios "con una participación muy alta", algo que, en su opinión, es "enormemente reconfortante". Y admitió que también estaba "muy contento" porque él es gallego.

Después se refirió al País Vasco y valoró que "por primera vez ni ETA ni ninguna de sus franquicias" vayan a contar con representación en el País Vasco, algo de "una enorme importancia" desde el punto de vista democrático que demuestra, además, que los demócratas son "más fuertes" ahora en la lucha contra el terrorismo.

Dicho esto, recordó que el PP sostuvo en campaña electoral que apostaba por el cambio en Euskadi y en la forma de gobernar, dado que "siempre han gobernado los mismos". "Dijimos que apostábamos por un cambio político y el PP tiene palabra y lo que dijo en su momento, lo vuelve a decir hoy cuando todos conocemos los resultados electorales electorales", aseguró. Rajoy recalcó que su partido dice ahora lo mismo que antes de los comicios, "que es lo mismo que lleva diciendo durante muchos años". "Nosotros no engañamos a nadie", enfatizó, para recordar que el PP apuesta por el Estatuto de Guernica, la Constitución española, la derrota de ETA y la libertad de los padres por un gobierno que sea capaz de afrontar la crisis económica. "El PP quería el cambio en el País vasco y el PP sigue queriendo el cambio en el País Vasco. Estoy muy feliz", concluyó.

Salida al balcón de Génova.

Después, el líder de los 'populares' salió al balcón de Génova, donde más de medio centenar de jóvenes de Nuevas Generaciones le aguardaban coreando 'olé olé olé Galicia es del PP', 'Se nota, se siente Feijóo presidente' o 'Mariano a La Moncloa, Mariano a La Moncloa'. "Muchas gracias a todos por estar aquí, uno se siente más orgulloso que nunca de ser presidente del PP", enfatizó, poco después de que un cartel -firmado por Rajoy-- se desplegara por la fachada de la sede del PP dando las gracias.