La Policía detiene a cuatro personas en Alicante por posesión de goma-2
El lugar donde los agentes encontraron escondida la dinamita / FOTO: POLICÍA NACIONAL

La Policía detiene a cuatro personas en Alicante por posesión de goma-2

ABC.es |
MADRID Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Efectivos de la Policía Nacional han desarticulado en Alicante una banda de cuatro personas dedicado a la distribución y venta de explosivos, interviniendo casi 20 kilos de dinamita goma-2 en Alicante, según han informado fuentes de las Fuerzas de Seguridad.

De acuerdo con las primeras hipótesis, estaban destinados para «actividades delictivas», han sido incautados por la Policía Nacional en la comarca alicantina de la Vega Baja, donde han sido detenidas cuatro personas por su presunta relación.

Fuentes próximas a la investigación policial han afirmado que tanto la localización del material explosivo como el arresto de estas cuatro personas se produjo en el día de ayer.

Al parecer, los ahora detenidos se dedicaban a la adquisición y venta de explosivos, según han añadido las citadas fuentes.

El explosivo fue sustraído hace varios años de una cantera de la Vega Baja de Alicante y se encuentra en perfecto estado de funcionamiento. Su posible destino final era la venta a grupos de criminalidad organizada para llevar a cabo otros hechos delictivos. Lo investigado indica que el explosivo no iba a ser empleado en la comisión de actos terroristas

Dedicados a robar y atracar furgones blindados

La operación denominada «Palmera» se inició a finales del mes de enero, en el marco de una investigación policial contra la criminalidad organizada desarrollada en la provincia de Alicante. Los agentes tuvieron conocimiento de la existencia de un grupo delictivo, compuesto por ciudadanos originarios de los países del Este de Europa, que estaban interesados en la adquisición de pequeñas cantidades de explosivos. Iban a ser empleados para perpetrar robos con fuerza o asaltos a furgones blindados, establecimientos bancarios, joyerías, etc.

Las primeras gestiones apuntaban a un matrimonio de españoles, afincados en Torrevieja, que tenían contactos con terceras personas relacionadas con la explotación de canteras. De este modo podrían obtener diversas cantidades de explosivo para su posterior venta a otros grupos.

Los investigadores pudieron constatar que, el pasado día 9 de marzo, se iba a llevar a cabo la venta de medio kilogramo de sustancia explosiva. Agentes adscritos a la UDEV de Alicante se desplazaron a Torrevieja, donde procedieron a la detención de B.M.B.P., español de 28 años, y de E.L.R. de la misma nacionalidad y 24 años. En el momento de su arresto de les intervino una mochila en cuyo interior portaban una bolsa de plástico que contenía los 500 gramos de explosivo.

Seguidamente, los agentes detuvieron a otra pareja también de nacionalidad española. M.B.R. y C.A.G., de 27 y 23 años respectivamente, colaboraban con los anteriores en funciones de «vigías o lanzaderas», a bordo de dos vehículos, cuando trasladaban alguna cantidad de explosivo.

Posteriormente se realizaron dos registros domiciliarios en Torrevieja donde fueron intervenidos nueve kilos y medio del mismo explosivo así como un detonador eléctrico. Con ayuda de los especialistas de la Unidad de Guías Caninos de la Jefatura Superior de Valencia se localizó un «zulo», en una plantación de palmeras sita en la localidad de Granja de Rocamora (Alicante), en cuyo interior ocultaban otros siete kilos y medio también de goma-2 en varios paquetes, envueltos en bolsas de plástico.

La investigación continúa abierta para determinar la procedencia del explosivo, que podría haber sido sustraído en una cantera de la comarca de la Vega Baja de Alicante hace varios años.