Un año de la muerte de Pablo Ráez, el joven con leucemia 'siempre fuerte'

Le vimos entrar al hospital, salir con aspecto cansado. Veinte años, leucemia, con él suspiramos....

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Le vimos entrar al hospital, salir con aspecto cansado. Veinte años, leucemia, con él suspiramos. Le vimos perder pelo, y peso. Pero nunca ese músculo. Se fue justo hace un año y su hermana le dedica una carta. Nosotros tampoco olvidamos, que al reto de curarse le sumó otro: conseguir un millón de donantes de médula ósea. Durante un año sacó pecho y fuerzas de flaqueza por esta iniciativa. Lo repitió hasta la saciedad. Pues no ha sido una, estate feliz Pablo porque en 2017 más de setenta y ocho mil personas salieron de casa para ir a donar. Es verdad que desde que falleció las donaciones han descendido pero siguen duplicando las expectativas. Consiguió lo imposible con su optimismo. En el caso de Pablo, una muerte que ha salvado muchas vidas.