El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, durante su comparecencia en el Senado ayer
El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, durante su comparecencia en el Senado ayer - EP

Marlaska: «El Gobierno tiene proyecto y sabe que la sociedad quiere distensión»

El Partido Popular y Ciudadanos piden al Ejecutivo que intervenga cuanto antes en Cataluña tras las últimas amenazas soberanistas

MadridActualizado:

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido hoy que el Gobierno tiene «proyecto» y sabe que lo que la sociedad quiere es «solución, cohesión y, sobre todo, distensión». A pesar de que ayer el expresidente Felipe González cuestionara la política equidistante de Pedro Sánchez con Cataluña.

En declaraciones a RNE, el ministro ha eludido pronunciarse sobre la posibilidad de adelanto electoral después de que el presidente de la Generalitat, Quim Torra, haya dado un mes a Pedro Sánchez para negociar un referéndum de autodeterminación, con la advertencia de que en caso contrario el independentismo catalán le retirará su apoyo en las Cortes. El Gobierno respondió con agilidad a la amenaza soberanista y la ministra portavoz, Isabel Celaá, compareció desde La Moncloa para asegurar que «tendrán más autogobierno, pero no independencia».

«Quiero dejar constancia de algo muy claro. El Gobierno tiene proyecto. Estamos trabajando y seguiremos trabajando», ha respondido Marlaska, antes de reiterar que el Ejecutivo sabe que la sociedad lo que quiere es, sobre todo, «distensión». Sin embargo, desde la oposición, el Partido Popular y Ciudadanos exigen al Gobierno que intervenga cuanto antes en Cataluña y aplique el artículo 155.

Un objetivo que está funcionando, a juicio del ministro, que ha puesto como ejemplo la celebración ayer de la comisión mixta que fijó para el viernes la integración de los Mossos d'Esquadra en el Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (CITCO) tal y como acordó la Junta de Seguridad el 6 de septiembre.

Precisamente, Marlaska ha alabado la profesionalidad de la policía catalana este lunes ante situaciones «difíciles y complejas» en las calles debido a los CDR y cuando un centenar de independentistas radicales intentaron asaltar el parlamento.