Marc y Paula no conocían a su presunto asesino

Marc, de 21 años, recogió a Paula, de 23, el pasado 24 de agosto para irse de excursión al...

Actualizado:

Marc, de 21 años, recogió a Paula, de 23, el pasado 24 de agosto para irse de excursión al Pantano de Susqueda. Llevaban dos años saliendo. Fue el último día que les vieron con vida. Dos días después, el kayak que los chicos llevaban para su excursión aparece pinchado, flotando a la deriva y lleno de piedras. Al día siguiente los buzos de los Mossos encuentran su coche, a 7 metros de profundidad dentro del pantano. Alguien lo arrastró hasta allí. A partir de ahí, 33 días de busqueda por tierra mar y aire que culminan con la aparición de los cuerpos. La bajada del nivel del pantano hace que el cuerpo de Paula salga a flote, junto a una pared. Marc, a pocos metros de distancia por debajo, con su mochila en la espalda llena de piedras. La autopsia confirma que a ella la ejecutaron de un disparo en la sien con un arma corta. Él, además de un tiro en el costado, presentaba varias heridas de arma blanca. Lo que la autopsia no ha pudo aclarar es si hubo agresión sexual. No tenían enemigos, pero aquel fatídico día se cruzaron supuestamente con Jordi Magentí, al que no conocían de nada. Porqué les mató es la gran incógnita.