Juicio del «procés» en directo | «Los mossos tenían una actitud pasiva, de falta de colaboración»

Arranca la sexta semana de juicio a los líderes independentistas, que estará marcada por las declaraciones de los guardias civiles que participaron en el registro del 20-S

Para reproducir la señal de vídeo en directo, haga click en la imagen

Actualizado:Actualizar

19.37El juez suspende la sesión hasta mañana a las 9.30 horas, en que se tomará declaración a los tres guardias que no han podido hacerlo.

19.29El agente explica que, además de informes, recibió material gráfico del 1 de octubre de 2017, que se entregó en el atestado que se entreja en el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña. En este sentido, añade ni vio en estas violenta por parte de la Guardia Civil. Tampoco en la imágenes que vio a través de los medios de comunicación. El guardia civil dice que no vio «una actuación proporcionada, solo una actuación con la fuerza mínima e imprescindible». Solo recuerda «el uso de la fuerza para acceder al centro de votación».

19.25El guardia civil dice desconocer cuántos ciudadanos resultaron heridos ni cuantos agentes están siendo investigados.

19.19El agente explica también que la jefa del dispositivo les pidió que esperasen en un sitio concreto porque iba a haber negociaciones. «Ellos ven que no existen las condiciones para que podamos llevar a cabo la orden», supone.

19.12El agente describe ahora, a la pregunta de la acusación popular, cómo fue el lanzamiento de vallas durante la evacuación de la sede de Unipost. Y añade que no tiene constancia de que se produjeran daños en los vehículos oficiales.

19.04A la pregunta de la abogada del Estado, Rosa Seoane, el guardia civil cuenta 19 actuaciones que no son la totalidad de los centros que corresponderían a su unidad: «No pudimos intervenir en más centros, porque, cuando llegamos, la gente concentrada obstaculizaba el mandato judicial e impedían acceder e incautar el material. La hostilidad iba en aumento».

19.10El agente asegura que no había mucha presencia de mossos d'esquadra y que los que estaban presente tenían una actitud «pasiva y de falta de colaboración». , aunque hubo mossos que hablaron puntualmente con los congregados, y ausencia de fuerzas de control de masas", recuerda el agente. "Y hubo enfrentamientos provocados por los mossos, no por la Guardia Civil", relata.

19.05En lo que respecta a las actuaciones del 1 de octubre, el comandante explica que había gente situada estratégicamente para avisar de la llegada de la unidad con teléfonos móviles y escondieran las urnas. Eso complicó que las encontraran. También explica que en algunos casos, la Guardia Civil tuvo que retirarse porque la gente concentrada no les permitía acceder al colegio electoral. «Era una situación hostil que hacía imposible la comunicación».

18.57El agente relata cómo se formó una concentración delante de la sede de Unipost. Según cuenta, estuvieron bloqueados dos horas y media antes de poder realizar la incautación. Al salir, la caravana se encontró con un estrechamiento de las obras y no pudieron avanzar con rapidez. En ese momento, cuenta, fueron «increpados, grabados, filmados y al letrado de la Administración de Justicia le dicen "traidor, te conocemos"». Los antidisturbios de los Mossos tuvieron que realizar una carga para despejar la zona.

18.52El fiscal le pregunta al guardia civil si estaba en la sede de terrasa, para dilucidar si lo que está describiendo lo vio con sus propios ojos, a lo que este responde que se desplazó más tarde para incautar el material.

18.49La juez ordenó enviar a agentes para dilucidar el hecho delictivo. Se presentaron a las 6.00 horas, cuando se abrió la delegación de Unipost en Terrasa y, a simple vista, ven en la zona de carga y descarga una serie de plaés sobres blancos con el logotipo de la Generalitat. Los agentes esperaron dentro del edificio al responsable de esta oficina, Alberto Jaime Planas.

18.44La información sobre la posible presencia de materiales en esta sede de Unipost se produjo, según el guardia civil, a través de una llamada anónima, producida el 18 de septiembre de 2017, que indicó que el remitente de estos materiales era la Generalitat. Cuenta que los guardias propusieron al juez actuar inmediatamente para intervenirlo.

18.40Se reanuda el juicio. El juez llama a declarar a un comandante de la Guardia Civil que, según explica, fue responsable de las actuaciones en torno a la sede de Unipost en Tarrasa. A este agente le toca declarar sobre esta sede, desde la que se iban a enviar las papeletas a los ciudadanos para votar en el referéndum del 1-O.

18.19Receso. Finaliza la declaración del tercer miembro de la Guardia Civil que participó en los registros del 20-S y se ordena un receso de 15 minutos.

18.17El guardia civil asegura que Forcadell iba en una comitiva de dos vehículos de alta gama que iban con rotativos —señales luminosas—, sentada en la parte derecha del segundo coche, y se reafirma en que era ella. «Iban como a 5 km/h» y saludó a la gente que se concentraba allí. Preguntado sobre por qué no lo evitó, ha manifestado que «bastante tenía yo ya allí como para parar a la señora Forcadell».

18.15Olga Arderiu, abogada de Carme Forcadell, le pregunta si la calle estaba cortada, a lo que el guardia civil responde: «El grupo de personas que allí se encontraba fue aumentando hasta que cortaron la vía, al final había entre 200 y 300». Afirma que cortaron la vía en ambos sentidos. La abogada pide entonces que se declare como falso el testimonio del Guardia Civil porque, en ese caso, Carme Forcadell no pudo pasar con su vehículo para animar a la multitud.

18.12«Además de botellas, ¿tiraron claveles?», pregunta la abogada de Jordi Cuixart. «No me dio ninguno en la cabeza». El tribunal le reprende por no responder correctamente a la pregunta, a lo que el testigo continúa: «Tiraron claveles al principio».

18.11Durante el registro, «ientras yo estuve, ninguna unidad ARRO ni BRIMO estaba allí», asegura el testigo. Se refiere a dos tipos de unidades de los Mossos, las del Área Regional de Recursos Operativos y las de la Brigada Móvil.

18.00Jordi Pina, abogado de Sànchez, Turull y Rull, va en la línea de Van den Eynde y pregunta si la letrada de la Administración redactó algún informe: «No lo sé».

17.59Andreu van den Eynde, abogado de Junqueras y Romeva, pregunta al guardia civil si la secretaria judicial denunció los hechos: «No lo sé». También pregunta si la «lluvia de botellas» fueron más de cinco botellas, a lo que responde que no puede precisarlo.

17.56Finalizan las preguntas de las acusaciones y comienzan las de las defensas, que piden al testigo que indique quién convocó la concentración. «Las primeras personas que se encuentran allí son funcionarios del propio edificio, personas que yo vi que sacaban letreros que ya tenían hechos de los cajones con "Votarem". Había banderas de Comisiones Obreras, de Òmnium Cultural... Pero no puedo decir quién convocó aquello», asegura.

17.51El miembro de la Guardia Civil asegura haber visto a Forcadell en un vehículo que venía detrás de ellos y bajó la ventanilla: «Parecía que sacaba la mano para agitar a la masa». «¿Seguro que era ella?», pregunta la Fiscalía. «Sí».

17.50«Era una rabia descontrolada. Me sorprendió. Jamás me había pasado nunca que la población civil tuviera esa gran falta de respeto, de llegar incluso a sustraer un detenido de la Guardia Civil».

17.48La Fiscalía pregunta qué hacían los Mossos mientras ocurría todo esto: «Miraban».

17.47«La multitud se agolpó de tal manera que quisieron sustraer al detenido de la cápsula de seguridad. Algo inaudito. Lo agarraban por el cuello, por la ropa... Intentaban sustraerlo de los guardias civiles que lo llevaban. Se le introdujo como se pudo dentro del vehículo». «Golpeaban el techo, había personas tumbadas en el capó... Eran tan grandes los golpes que incluso rompieron los cristales. Hubo daños graves en el vehículo. Rompieron una ventanilla, los cristales saltaron con el riesgo para la integridad del detenido y nuestra. El detenido no daba crédito de lo que estaba viviendo. Dijo que estaba viviendo un capítulo de terror total. Lo único que decía era «sáqueme de aquí, por favor, sáqueme de aquí».

17.44«Empezaron a llover botellas. Los insultos quedaban en un segundo plano, las amenazas de muerte eran ya algo suave con lo que estaba ocurriendo. Se la pudo introducir en un vehículo que los manifestantes empezaron a zarandear. La secretaria comenzó a llorar, estaba horrorizada, con las manos en la cabeza. Estaban golpeando el vehículo. El GRS [Grupo de Reserva y Seguridad de la Guardia Civil] ni intentaba crear un cordón alrededor del vehículo».

17.39«Yo preveía que iba a haber actos violentos por lo que estábamos viendo allí. Tomé la decisión de evacuar a la secretaria judicial ante el temor de que esas personas pudieran asaltar el Departamento de Exteriores. Era un ambiente muy agresivo». Para ello, asegura que habló con agentes de los Mossos d'Esquadra, de la brigada de Seguridad Ciudadana, no antidisturbios.

17.38Durante el registro «hubo un cambio en el ambiente. Ya no solo vivíamos el descontento de la gente hacia esa actuación o a reivindicar que querían votar. Hasta ese momento todo parecía correcto. Pero vivimos un cambio cuando tuve que bajar un par de veces a la calle a hacer gestiones. Los comentarios eran diferentes. Había insultos, amenazas de muerte. La actitud se estaba crispando. Ya no reivindicaban que querían votar, hacían otro tipo de comentarios. Me insultaron, me amenazaron», afirma el agente de la Guardia Civil.

17.35«La gente en el exterior se empezó a concentrar rápidamente. A los 45 minutos de registro ya vimos que propios empleados del departamento de exteriores abandonaban su puesto de trabajo y se iban a cortar la vía pública con pancartas y, poco a poco, se fue sumando más gente», asegura el testigo.

17.32Durante el registro acudieron dos letrados, la directora de servicios generales y después, ya una vez acabado el registro, llegó la letrada asignada por el detenido: «Yo la avisé personalmente». Asegura que «primero designó a un abogado de oficio, a los diez minutos al señor Van den Eynde y después nombró a otro letrado».

17.29El guardia civil asegura que entró a las 08.00 al edificio en el que se localiza el despacho de Puig Farré, responsable del área de Tecnología y Comunicaciones. Se identificó ante el conserje y pidió que le indicaran dónde estaba el despacho. Hizo varias llamadas y, tras un rato esperando, llegó una mujer: «Casi tuvimos que convencerla para que nos indicara cuál era el despacho. [...] Allí ordené que se pusieran dos personas en la puerta del despacho para asegurarlo mientras esperábamos a que llegara el detenido» y el registro no comenzó hasta que Puig Farré llegó.

17.24La Fiscalía pide al nuevo testigo que indique qué funciones desempeñó el 20 de septiembre: «Mi función era la de tener el mando de un equipo que tenía la misión de detener, entrar y registrar el despacho profesional del señor Xavier Puig Farré».

17.21Finaliza la declaración del segundo guardia civil que declara como testigo en el juicio del «procés». La Sala llama al siguiente.

17.18Preguntado por la defensa sobre si las consignas coreadas en la concentración frente al domicilio de Jové iban contra el detenido, ha respondido que «no, pero era evidente que se estaban manifestando en contra de la comitiva. ¿Por qué asumir un posible riesgo?».

17.08Francesc Homs, abogado de Turull, pregunta al guardia civil por qué relaciona a su defendido con la campaña de registro de catalanes en el exterior: «Yo no he vinculado al señor Turull con esta campaña, sino con la de "Civisme"».

17.06La campaña de registro de catalanes en el exterior «decía algo así como "podrá decidir de forma directa lo que ocurre en nuestro país", con un mapa de Cataluña en relieve y un "sí" y un "no"», señala el guardia civil, relacionándola con el referéndum del 1-O.

16.51Preguntado por el traslado de Jové a su despacho para continuar el registro, el guardia civil asegura que llamó al teniente por teléfono: «Me dijo "aquí hay una concentración y la cosa está muy complicada para que podáis llegar". Más tarde, a las 14.30, me comenta que es imposible llegar por la cantidad de gente y que le ha dicho el señor Jordi Sànchez que no iba a permitir que entrara ningún vehículo»

16.47Sobre el registro en el domicilio de Jové, Jordi Pina pregunta si se desarrolló con normalidad: «Sí, y así lo hace constar la letrada de la administración». «El registro se desarrolla sin incidentes», y Pina le interrumpe antes de que pudiera añadir comentarios sobre la concentración que ocurría fuera.

16.25Frente al domicilio de Jové hubo una concentración en la que los participantes se sentaron en el suelo para impedir la salida del coche con el detenido. Preguntado por la defensa sobre si se levantaron voluntariamente, el guardia civil asegura que «se levantaron voluntariamente porque el oficial de la Guardia Civil [...] intentaba solicitar el apoyo de los Mossos d'Esquadra y, como lo escucharon, dijeron "vamos a evitar darles el gusto de mandar a los Mossos d'Esquadra"».

16.12El miembro de la Guardia Civil asegura, preguntado por la defensa, que con las 5,5 millones de tarjetas censales y 56.000 cartas encargadas a Unipost «existe el compromiso del gasto».

Ver más