El comisario García Castaño a su llegada a la Audiencia Nacional
El comisario García Castaño a su llegada a la Audiencia Nacional - EFE

El juez del caso Villarejo pedirá la desclasificación de la orden que regula los fondos reservados

El Gordo reitera que el «exnúmero 2» de la Policía le ordenó que facilitara a Villarejo todo lo que le pidiera

MadridActualizado:

Después de dos días seguidos de declaración ante el juez Manuel García Castellón, instructor del caso Villarejo, el comisario Enrique García Castaño, conocido como «el Gordo» tendrá que volver a hacerlo en los próximos días (aún no se ha concretado la fecha) y será entonces cuando se sepa si Anticorrupción vuelve a solicitar prisión para él, como ya hizo cuando el policía fue detenido el pasado julio. La acusación ejercida por Podemos sí ha anunciado que solicitará la medida.

El magistrado de la Audiencia Nacional tiene intención de pedir la desclasificación de la orden del Consejo de Ministros que regula el uso de los fondos reservados. El exjefe de la Unidad Central de Apoyo Operativo (UCAO) ha pedido con insistencia que se le dispense de su obligación de secreto para declarar libremente sobre el uso que hacía de los fondos reservados de Interior y aclarar, según dice, los ingresos en efectivo de 600.000 euros en sus cuentas. Según su defensa, son ingresos de 400.000 euros que llegaron a sus cuentas en 11 años, destinados a distintas operaciones policiales, una tesis que la Fiscalía rechaza.

García Castaño fue interrogado ayer sobre los proyectos Land (espionaje entre los García Cereceda) y Iron (un bufete de abogados), por facilitar información bancaria y datos telefónicos al otro miembro del «consorcio criminal», en palabras de Anticorrupción, el excomisario José Manuel Villarejo que cobró abultadas minutas a estos clientes por ese espionaje. El Gordo negó haber pedido esa información. No obstante, ha reiterado como ya hizo en su primera declaración de julio, tras ser detenido que el ex director adjunto operativo de la Policía, Eugenio Pino le dio orden expresa y verbal de facilitar a Villarejo toda la información que le pidiese. Aseguró que nunca cuestionó las decisiones de Pino, también imputado en la pieza Kitchen.

Castaño declaró que pidió a Pino autorización concreta cuando tenía dudas sobre datos que le solicitaba Villarejo y aquel siempre le respondió que se la facilitara. Nunca, sin embargo, le planteó tales dudas por escrito, según las fuentes jurídicas consultadas.

Seguimientos a Bárcenas

Es el segundo día consecutivo que García Castaño comparece en la Audiencia Nacional. El martes se le preguntó por dos de las piezas secretas de la operación Tándem: «Trampa», sobre los encargos de Villarejo para el BBVA, y «Kitchen», el espionaje al extesorero del PP Luis Bárcenas pagado con fondos reservados, según la investigación, para robarle información que perjudicara al partido.

El Gordo aseguró que fue un operativo policial lícito en busca de fondos en el extranjero de Bárcenas y testaferros y dijo que él «no tocó» fondos reservados y que la misión se aportó a la base de datos de investigaciones policiales. Según él, se habría conseguido información sobre movimientos de cuentas de Bárcenas en Uruguay, Chile y Paraguay, informa Ep.