Ingresa en prisión Otegi, el «hombre de paz» de Zapatero, para cumplir 15 meses

Todo sucedió con total discreción y en tiempo récord. Bastaron un par de horas, a partir del momento en el que el Tribunal Supremo decidió confirmar la sentencia condenatoria, para ordenar la

N. COLLI/M. LUISA G. FRANCO. MADRID/BILBAO.
Actualizado:

Todo sucedió con total discreción y en tiempo récord. Bastaron un par de horas, a partir del momento en el que el Tribunal Supremo decidió confirmar la sentencia condenatoria, para ordenar la detención, arrestar y llevar a la práctica el ingreso en prisión de Arnaldo Otegi. El portavoz batasuno, que se encontraba en libertad bajo fianza, llegó a la una del mediodía al centro penitenciario de Martutene (San Sebastián) y ya ocupa, él solo, una de sus celdas. Desde ayer, cumplirá la última condena firme que pesa sobre sus hombros: quince meses de prisión por enaltecer a ETA durante la celebración de un homenaje al dirigente terrorista José Miguel Beñarán, «Argala». El proetarra la cumplirá íntegra.