Detenidos cinco falsos guardias civiles que robaban droga a narcotraficantes

El grupo llegó a secuestrar al líder de otro grupo de 'narcos'

EP
MADRID Actualizado:

La Policía Nacional ha desarticulado una red de narcotraficantes asentada en Cádiz, Huelva y Sevilla que se hacía pasar por guardias civiles para robar estupefacientes a otros grupos dedicados al tráfico de droga. La operación se ha saldado con siete detenidos, dos de ellos pertenecientes a otra organización dedicada al transporte de droga desde Marruecos a España y que fue víctima del engaño de los guardias civiles falsos.

Según ha informado el Ministerio del Interior, el líder del grupo de narcotraficantes engañado, detenido en la operación policial junto con uno de sus colaboradores, llegó a ser secuestrado por los guardias civiles falsos, a raíz de que éste hubiera solicitado ayuda a otras redes de narcotráfico tras varios intentos fallidos de introducir droga en España.

Después de obtener información sobre los envíos que preparaba la organización asentada en Cádiz y dedicada al tráfico de Hachís desde Marruecos, los 'narcos' que se hacían pasar por agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado decidieron secuestrar a su líder, un empresario de la construcción de Chiclana (Cádiz), para exigirle que les entregara el cargamento.

La policía se incauta de una embarcación

Al no conseguir la mercancía, ya que el empresario y su ayudante habían sido incapaces de introducirla en España por una avería en el motor de su embarcación, los agentes falsos decidieron liberarlo horas después, tras lo cual el secuestrado ingresó en un centro hospitalario donde pasó la noche en observación a causa de las lesiones provocadas por sus secuestradores. Los agentes de la Policía Nacional, en una operación coordinada por la Fiscalía Especial Antidroga de Cádiz, localizaron y detuvieron tanto al constructor líder del grupo de 'narcos' en Chiclana (Cádiz) y a uno de sus colaboradores en Isla Cristina (Huelva), como a cinco componentes del grupo de secuestradores en Puerto de Santa María (Cádiz).

Uno de ellos se encontraba huido de la justicia desde el pasado verano y con varias reclamaciones judiciales para cumplir diversas condenas pendientes. Además de las siete detenciones, durante la operación ha sido incautada una embarcación de once metros utilizada por el grupo liderado por el empresario gaditano para transportar hachís desde Marruecos.