Pintadas en la casa de "El Chicle" - MIGUEL MUÑIZ / Vídeo: El Chicle se niega a declarar ante el juez

La Guardia Civil investiga 400 casos de delitos sexuales en la zona de Diana Quer desde 2005

Los investigadores buscan coincidencias con el modus operandi de El Chicle

Madrid - Ribeira (La Coruña)Actualizado:

La Guardia Civil tiene sobre la mesa una lista de cuatrocientos casos de delitos contra la libertad sexual cometidos entre 2005 y la actualidad en la zona de influencia de José EnriqueAbuín, «El Chicle», en torno a los lugares por los que se mueve con absoluta confianza. Los agentes especializados investigan esa lista caso a caso por si pudieran relacionar alguno de ellos con el modus operandi del autor confeso de la muerte de Diana Quer. La razón de que se haya elegido esa fecha es conocida: al día siguiente de los Reyes de 2005, Abuín fue detenido por agentes de la Comandancia de La Coruña acusado de violar a su cuñada, la hermana gemela de su mujer. Ambas tenían entonces 17 años.

El juzgado sobreseyó las actuaciones por falta de pruebas, tras la petición de la Fiscalía, de forma que Abuín carece de antecedentes penales por ese delito (solo le consta el policial). Este es uno de los datos que despistó a los investigadores cuando trazaban perfiles sobre el autor/autores de la desaparición de la joven madrileña, dado que en la práctica no tenía antecedentes sexuales.

Merodeando

Sin embargo, lo que ocurrió en Boiro el día de Navidad cuando obligó a una mujer a meterse en el maletero del coche y trató de raptarla (la intervención de dos hombres, los gritos de la víctima y la lesión de hombro de Abuín lo impidieron) responde al perfil de un «depredador sexual». Según explicaron los responsables de las pesquisas, el individuo merodeaba por la calle en su Alfa Romeo, dando vueltas con el coche, dio la vuelta a la manzana, se acercó a la víctima al verla escribir en su móvil y quiso llevársela (aunque el pretexto fue robarle el teléfono precisamente).

Por esa secuencia de hechos –grabada en parte por una cámara, registrada también en un audio del teléfono de la mujer y relatada por ella con precisión– y porque los investigadores están convencidos de que abordó a Diana de forma muysimilar y con el mismo propósito creen que puede haber actuado –o al menos haberlo intentado– en ocasiones anteriores, en su zona segura.

Con ese objetivo en mente se están cribando los cuatro centenares de casos contenidos en los archivos policiales que engloban todo el abanico de delitos contra la libertad sexual, desde los más leves hasta los de extrema gravedad. « Si la violación a su cuñada ocurrió realmente y nosotros creemos que sí, que se produjo, no es normal que Abuín haya pasado once años aguantando la pulsión, sin actuar», señalan los investigadores. «Es demasiado tiempo. No es un patrón».

La forma de abordarlas

Los agentes no descartan que exista alguna víctima que no se atrevió a denunciar en su momento, que rememore lo que ocurrió y que ahora, con la información conocida cambie de opinión. Pero no solo se están analizando los delitos contra la libertad sexual, puesto que a Abuín se le atribuyen también dos detenciones ilegales por parte de dos juzgados distintos: la de Diana Quer en agosto de 2016 y la de la víctima de Boiro, el día de Navidad. Este es el segundo gran bloque de información sometido al escrutinio de los investigadores especializados de la Unidad Central Operativa (UCO) GuardiaCivil.

Entre 2015 y la actualidad en la zona en la que El Chicle se siente seguro se perpetraron setenta detenciones ilegales con características que pueden tener puntos comunes. Ahora se buscan de nuevo coincidencias, al contarse con datos mucho más depurados sobre cómo aborda este individuo a sus presas, cómo se dirige a ellas e incluso cómo las elige (determinado, entre otros aspectos, por la similar apariencia física de Diana y de la joven de Boiro). Miles de datos sensibles aguardan cotejo y respuesta.