Dimite Pérez Bonilla como director general de Ganadería

Madrid, aagencias
Actualizado:

El director general de Ganadería del Ministerio de Agricultura, Quintiliano Pérez Bonilla, presentó hoy el cese a petición propia al titular de este Departamento, según anunció el portavoz del Gobierno, Pío Cabanillas, durante la conferencia de prensa posterior al Consejo de Ministros.

    Cabanillas explicó que la investigación que se abrió el pasado

miércoles por el Ministerio de Agricultura ha concluido sin

encontrar ninguna incompatibilidad y que en el ejercicio de su cargo

no ha tomado decisión alguna que haya beneficiado directamente a sus

familiares.

    El portavoz detalló que, a raíz de esta investigación, ha sido el

propio director general quien ha presentado su dimisión, y resaltó

que el Gobierno considera que Pérez Bonilla es «una persona

absolutamente intachable y además agradece la dilatada labor que ha

realizado en el desempeño de su cargo». Añadió que el Gobierno espera contar con Pérez Bonilla para cargos de responsabilidad en otras áreas.

    Pérez Bonilla, aseguró el pasado miércoles que las

acusaciones formuladas por algunos medios de comunicación sobre sus

intereses privados en sectores afectados por la crisis de las vacas

locas «obedecen a una operación política para intentar desgastar al

Gobierno».

    Dijo que no le parece ético que se «intoxique» a la opinión

pública por motivos políticos en un momento en que lo prioritario es

solucionar la «grave crisis que tenemos».

    Matizó que «lo que tendría que hacer la oposición es respaldar al

Gobierno para que todos unidos solucionemos la crisis y

tranquilicemos a los consumidores».

    El ya ex director general explicó que su mujer es empresaria

agrícola y se dedica a esta actividad y que él tiene una explotación

ganadera heredada y que cuando en 1996 fue nombrado director general de Ganadería en la declaración de altos cargos incluyó, de forma

voluntaria, el patrimonio de su mujer.

    Detalló que la explotación ganadera familiar es gestionada por su

mujer, María Jesús Muñoz Bernal, y varios de sus hijos, explotación

que está situada en el municipio de Pueblanueva (Toledo) y desmintió

que uno de sus hijos, Jesús Pérez Muñoz, sea gerente de la empresa

Integraciones Manchegas, como indicaba el diario El Mundo.

    Puntualizó que su hijo trabaja para dicha empresa, propiedad de

unos primos, la cual se dedica a la producción de ganado porcino y a

la fabricación de piensos «y no a elaborar harinas de carne, como ha

salido en algún medio de comunicación».