Defensa deja en evidencia a Ibarra al «chafarle» la escuela europea de pilotos

JOSÉ ENRIQUE PARDOMÉRIDA. Como ya sucedió con las alegaciones sobre la refinería de Tierra de Barros, una nueva equivocación del presidente extremeño, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, con aclaración

Actualizado:

JOSÉ ENRIQUE PARDO

MÉRIDA. Como ya sucedió con las alegaciones sobre la refinería de Tierra de Barros, una nueva equivocación del presidente extremeño, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, con aclaración incluida por parte del Ministerio de Defensa, ha vuelto a generar una tremenda confusión en Extremadura, provocando un importante revuelo político. De hecho la oposición cree que Ibarra ha dejado en muy mal lugar a la Junta con su «falsa promesa de que la futura escuela europea de pilotos, la conocida Eurofighter, iba a instalarse con seguridad en el municipio pacense de Talavera la Real». Posibilidad ésta que Defensa descartó el fin de semana.

«Ibarra está fuera de juego y ha vuelto a hacer el ridículo», aseguraron los populares tras conocer el desmentido del departamento que dirige José Antonio Alonso. «El Gobierno extremeño se encuentra sin rumbo», dijo ayer la diputada regional del PP, Cristina Teniente.

El PSOE lo reconoce

El PSOE extremeño, por su parte, tuvo que reconocer ayer que el acuerdo suscrito el viernes entre el Ejército del Aire y la empresa EADS-CASA para la puesta en marcha de una escuela privada de pilotos en la base aérea de Talavera «no es la Escuela de Pilotos Europea que se decidirá en el año 2015», como había dado a entender Ibarra. Lo aclaró el portavoz de la ejecutiva regional socialista, Francisco Fuentes, quien añadió que «ese acuerdo del viernes ayudará a reforzar las aspiraciones de la base aérea de Talavera para optar a la que se decidirá dentro de ocho años. La actual instalación ayuda, apoya, añade y le da más fuerza a la base de Talavera para que cuando se tome la decisión su posición está más consolidada», aseguró Fuentes dando a entender cuál es la verdadera dimensión del acuerdo firmado entre el Ejército del Aire y la empresa EADS-CASA, muy lejos de la que Ibarra le dio el pasado 18 de enero en una rueda de prensa convocada de urgencia para valorar ese acuerdo.

Estas aclaraciones por parte del PSOE extremeño irían en consonancia con la nota de prensa difundida el sábado por el Ministerio en la que se aseguraba que «en la base aérea de Talavera la Real (Badajoz), se están haciendo mejoras», que «no tienen nada que ver con ninguna supuesta escuela de pilotos Eurofighter, sino con el incremento potencial de la actividad que viene realizando en los últimos años».

Según la agencia Efe, esas mismas fuentes del Ministerio también explicaron que «la promesa del actual Gobierno en materia de Defensa consiste en el establecimiento en León de la principal base de la Unidad Militar de Emergencias, proyecto que supone la creación de cientos puestos de trabajo y una importante inversión que se está realizando según los plazos previstos».

Rueda de prensa

La pregunta entonces es por qué Ibarra ofreció esa rueda de prensa el pasado 18 de enero en la que, según nota de la propia Junta de Extremadura, «mostraba su satisfacción por la creación de la primera escuela europea de formación y entrenamiento de pilotos, que se ubicará en la localidad de Talavera la Real, en la provincia de Badajoz».

Según ese mismo comunicado colgado en la página web oficial de la Junta de Extremadura «la creación de dicha escuela permitirá, según Ibarra, la instalación de los sistemas más avanzados en el mundo de la aviónica, así como un buen número de puestos de trabajo cualificado, cuantificando entre 50 y 100 técnicos aeronáuticos los que llegarán a Talavera».

Respecto al empleo indirecto, Ibarra dijo en aquella ocasión que se podría cuantificar en dos o tres empleos indirectos por cada empleo directo creado.

Ibarra también se refirió al asunto asegurando que «la puesta en marcha de este centro de entrenamiento avanzado de pilotos de las Fuerzas Aéreas españolas y de otros países europeos permitirá la formación de un mínimo de 18 pilotos el primer año, cifra que irá en aumento, hasta llegar a los 50 alumnos al año».

A juicio de la oposición, Ibarra se precipitó llegando incluso a felicitar a Rodríguez Zapatero y Alonso por haber decidido la ubicación de esa escuela europea de pilotos en Talavera y no en León. Desde el PP se asegura que en su obsesión «por apuntarse el tanto», el presidente extremeño «se equivocó y llegó a decir que esa decisión, falsa según se ha visto después, se debía a las gestiones realizadas por la Consejería extremeña de Infraestructura».

Ibarra habría confundido la futura Escuela Europea de Pilotos, cuya ubicación está aún por definir, con el acuerdo alcanzado entre el Ejército del Aire y EADS-CASA, para que ésta pudiese utilizar la base aérea de Talavera para la formación de pilotos comercializando dichos cursos. A cambio se llevarían a cabo una serie de mejoras a las que se refería el Ministerio en su nota de este fin de semana y en todo caso esas mejoras podrían servir a la base de Talavera para afrontar en mejores condiciones su candidatura a la escuela de Pilotos Eurofighter.

La Junta se defiende

Por su parte, el Ejecutivo extremeño intenta justificar las confusas declaraciones de Ibarra dando a entender el Ministerio también tiene parte de culpa al haber difundido el acuerdo firmado con EADS-CASA bajo el epígrafe de Escuela Europea.

De hecho, en la invitación que el director de Enseñanza del Ejército del Aire, el general Juan Luis Bonet, remitió días atrás al presidente de la Junta para que asistiese al acto que tuvo lugar el pasado viernes en Talavera se refiere literalmente «a la presentación de la Escuela de Pilotos de Caza Europea en la base de Talavera». Esa sería la denominación dada al convenio firmado entre el Ejército y EADS-CASA, y ese podría haber sido el origen de la confusión de Ibarra.