Manuel Valls y Albert Rivera, en una imagen de archivo - EFE | Vídeo EP

Ciudadanos contraviene a Valls y opta por el PSC en lugar de Colau

La dirección de Ciudadanos no quiere que en Barcelona gobiernen ni los populistas ni los independentistas

MadridActualizado:

La guerra fría abierta entre Manuel Valls y Ciudadanos gana temperatura. El ex primer ministro francés amenazó anteayer con «una ruptura total» con Albert Rivera si este pactaba con Vox en algún lugar de España, y esta mañana ha marcado como única línea roja «la ultraderecha».

Sin el aval del Comité Nacional de Negociación de Gobiernos, Valls ha anunciado hoy que está dispuesto a apoyar una investidura de la actual alcaldesa en funciones de Barcelona, Ada Colau, de forma gratuita. Todo ello para evitar que la capital catalana caiga en manos de los separatistas de ERC, empatados a diez concejales con los comunes, pero con más votos.

Entre populismo y soberanismo, Valls tiene claro que lo primero es el mal menor. Cs, sin embargo, no quiere escoger. Desde el partido aseguran que solo se plantean respaldar al socialista Jaume Collboni, en un acuerdo que implica que Colau también le dé sus votos aun con mejor resultado en las urnas.

Fuentes de Cs señalan que ellos estarán en la oposición en Barcelona, dados los resultados, y que aunque mantengan diferencias con la candidatura socialistas solo se plantean apoyar a esta lista. Ni a una «populista» ni a una independentista.

Aun así, ese sí a Collboni tampoco sería gratis, sino con "condiciones". José Manuel Villegas dijo ayer tras la primera reunión del comité de pactos que solo barajan acuerdos con "disidentes" que "renieguen de las políticas de Sánchez". Entre los requisitos, aunque Villegas dijo que no solicitarán "ninguna inmolación", sí se recoge un apoyo explícito a la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña.