EFE

Un arrestado, a los agentes: «Los mato a ellos y a sus hijos»

Uno de los arrestados por los atentados de Barcelona y Cambrils amenazó con matar a los Mossos d’Esquadra que le detuvieron

MadridActualizado:

Uno de los arrestados por los atentados de Barcelona y Cambrils, Driss Oukabir, amenazó con matar a los Mossos d’Esquadra que le detuvieron si su destino era ir a prisión. «Como me vuelvan a poner en la cárcel, juro por Dios que voy a matar a los que me detuvieron. Al rubio de los ojos verdes y al calvo de gafas que antes había sido policía local, lo juro, como me metan en la cárcel los mato a ellos y a sus hijos». Con esas palabras, expresadas en cuatro o cinco ocasiones, les amenazó Oukabir mientras permanecía retenido en la comisaría de Ripoll.

Sucedió la tarde del 17 de agosto del año pasado, el día de los atentados en Cataluña, cuando Driss trató de presentarse ante los agentes como víctima de un malentendido. Según él, su hermano Moussa le había robado la documentación y había alquilado la furgoneta del atropello mortal. Desconocía, aseguró, el plan terrorista y no tenía nada que ver con la célula que asesinó a 16 personas.

Imputado por delitos terroristas, Driss no ha vuelto a pisar la calle desde aquella tarde. El juez de la Audiencia Nacional encargado del caso, Fernando Andreu, le encarceló de forma preventiva al apreciar indicios de que participó en la preparación del ataque.

La tesis de Driss se ha desvanecido ante el testimonio de los testigos, que le ubican en el chalé de Alcanar en varios ocasiones y le vieron discutiendo con el conductor de la furgoneta. Las amenazas, proferidas en voz alta, se escucharon en todo el área de custodia de la comisaría, según consta en un informe de los Mossos.