Amenazan de muerte a la edil socialista Pagazaurtundua el día de la marcha contra el plan Ibarretxe

Madrid/Bilbao. Agencias
Actualizado:

La fachada de la vivienda de la concejal socialista de la localidad guipuzcoana de Urnieta Maite Pagazaurtundua amaneció hoy con pintadas con amenazas de muerte. La también miembro de la plataforma ´`Basta Ya! ´ animó a todos los vascos a responder en la calle a los "totalitarios". Tanto las amenazas como los llamamientos se producen precisamente el día que ´¡Basta Ya! ´ organizó una manifestación en San Sebastián contra el Plan Ibarretxe. 

Pagazaurtundua explicó que fue el portero de la vivienda, ubicada en San Sebastián, quién advirtió a la concejal de la presencia de pintadas. "Maite, fascista, te vamos a matar", dianas con su nombre y frases contra ´`Basta Ya! ´ fueron las amenazas que dejaron los proetarras. 

La edil socialista de Urnieta llamó a la Guardia Urbana para que borrara las pintadas antes de que su hija de seis años las pudiera ver. "Son la expresión de la rabia, también el intento de amedrentar", dijo Pagazaurtundua, recordando que las amenazas se produjeron apenas unas horas antes de la manifestación que la plataforma de la que forma parte convocó en la capital guipuzcoana contra el Plan Ibarretxe. 

"Son unos totalitarios y lo que no pueden ver es que la gente salga a la calle, pero es la expresión también de su impotencia, porque si va mucha gente a la manifestación saben que no son nada", dijo, al tiempo que recordó que al día siguiente de la última movilización también se hicieron pintadas contra ella. Por eso, animó a todos los vascos a que se rebelen en la calle contra la situación que se vive en el País Vasco.

DOS EJES ENFRENTADOSPagazaurtundua aseguró que el proyecto del lehendakari "está llevando a la sociedad vasca al eje de los nacionalistas frente a los no nacionalista, en lugar del eje que existía anteriormente de los demócratas frente a los violentos". Admitió que ´`Basta Ya! ´ está utilizando un lenguaje "muy duro, muy rompedor", pero lo justificó en la necesidad de hacer ver que "hace falta una gran mayoría social en Euskadi que diga no a esta manera de fracturar la sociedad vasca". "Vamos a decir no al Plan Ibarretxe, a una manera de hacer política que nos fractura, pero invitamos a todo el mundo, nacionalistas y no nacionalistas, porque nos necesitamos todos", sentenció.