Ocupó un lugar de privilegio en la visita del Papa Benedicto
Ocupó un lugar de privilegio en la visita del Papa Benedicto - ABC

El presunto impostor presumía de tener escoltas por orden del Gobierno de Rajoy

El «pequeño Nicolás», acusado de estafar 25.000 euros con un informe falso del CNI, acudía a clase en vehículos de lujo

Actualizado:

El joven de 20 años que se inventó una doble vida para acercarse a los círculos de poder y que estafó 25.000 con un informe falso del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) presumía ante sus compañeros de clase de tener la protección de unos escoltas por orden del Ejecutivo de Mariano Rajoy. [ En imágenes: La vida social del joven que se pasó de listo]

Francisco Nicolás González Iglesias, alumno del exclusivo Cunef (Colegio Universitario de Estudios Financieros) de Madrid, acudía a clase en un coche de lujo, generalmente un Mercedes. Y siempre con compañía, supuestamente, de sus escoltas.

Según recuerdan sus compañeros de clase, el joven impostor contaba que el Gobierno de Rajoy le había obligado a aceptar esa protección, dadas sus altísimas responsabilidades. Pero ni había escoltas ni vehículos puestos a disposición de Francisco Nicolás por el Ejecutivo. La Policía ha confirmado que el joven a menudo alquilaba vehículos de alta gama para impresionar a sus víctimas.

Es una de las muchas mentiras del detenido por los presuntos delitos de estafa, falsificación documental y usurpación de funciones públicas. Tras prestar declaración, la juez no ha encontrado razones para decretar su prisión provisional, como pedía la Fiscalía.

Salidas a casinos

En el auto, la magistrada ha manifestado que «no acierta a entender cómo un joven de 20 años, con su mera palabrería, aparentemente con su propia identidad, pueda acceder a las conferencias, lugares y actos a los que accedió sin alertar desde el inicio de su conducta a nadie, por muy de las juventudes del PP que manifeste haber sido».

Quienes tampoco entendían el ritmo de vida de Francisco Nicolás eran sus compañeros de clase. No sólo comentaban los coches de alta gama con los que dejaba ver. También hablaban mucho de sus supuestas salidas, preferiblemente a los casinos y clubs de lujo. Al parecer, el joven de 20 años, si se encontraba con un atasco, sacaba su sirena azul de vehículo policial.

Informe del CNI falsificado

El impostor fue detenido en Madrid esta semana por estafar 25.000 euros falsificando informes del CNI. Al «pequeño Nicolás» se le imputa además un delito de usurpación de funciones públicas y se le han incautado placas de la Guardia Civil y de la Policía Municipal de Madrid, así como un rotativo policial.

Francisco Nicolás imprimió en una copistería madrileña un informe que simulaba pertenecer al CNI. Según la investigación policial, el joven investigado entregó a su víctima el falso documento a cambio de 25.000 euros.

Francisco Nicolás se amparaba en su acceso a los círculos más restringidos del poder político y económico. Hay imágenes suyas en los actos de coronación del Rey el pasado mes de junio, también acudía a reuniones con empresarios del Ibex-35, desayunos informativos, actos con dirigentes de diferentes partidos o charlas en el palco del Santiago Bernabéu. Se presentaba como dirigente del Partido Popular, miembro de la oficina Económica de Moncloa o de la Vicepresidencia.