Jordi Pujol Ferrusola está en el eje de la investigación policial
Jordi Pujol Ferrusola está en el eje de la investigación policial - EFE

El Observatorio contra la Corrupción denunciará a la familia Pujol

Un grupo de policías impulsa una asociación «de gente decente contra los corruptos»

Javier Chicote
Actualizado:

El recién creado Observatorio Ciudadano contra la Corrupción (OCC), impulsado por un grupo de policías nacionales, presentará próximamente una querella contra la familia Pujol, que se unirá a las investigaciones ya en curso. El portavoz del OCC y exsecretario general del Sindicato Unificado de Policía (SUP), José Manuel Sánchez Fornet, ha confirmado a ABC que también están trabajando con información referente a la cobertura e impunidad que distintos gobiernos nacionales dieron al clan Pujol.

El Observatorio, que está pendiente de los últimos trámites para comenzar a actuar, nace con el propósito de crear «una trinchera de la gente decente contra los corruptos, independientemente de que estos sean del PP, del PSOE, de Podemos, de CC.OO. o de la Policía», sostiene Fornet, que rechaza «que seamos como Manos Limpias pero de izquierdas».

El observatorio cuenta con un buzón para que cualquiera que tenga conocimiento de un delito de corrupción haga llegar su denuncia y las pruebas en su poder. Al denunciante se le garantiza el anonimato, dado que el miedo a represalias actúa como tapón en este tipo de casos. A partir de ahí, los miembros del Observatorio analizan el caso -con la ventaja que da su formación y especialización en la lucha contra el crimen- y canalizan la denuncia. «En cada caso veremos si lo más conveniente es pasar los datos a la Fiscalía, al Tribunal de Cuentas, a la UDEF, a la Oficina Nacional de Investigación del Fraude o al organismo que corresponda», dice Sánchez Fornet.

Además del escándalo de los Pujol, el Observatorio Ciudadano contra la Corrupción tiene previsto personarse en casos como el fraude de los cursos de formación en Andalucía. Para recabar los fondos necesarios sólo contarán con las cuotas de los socios y «rechazaremos subvenciones, así como el apoyo de cualquier partido político porque queremos ser independientes». En palabras del portavoz de OCC, «nuestra intención es que el Observatorio sea a la corrupción lo que Amnistía Internacional a los derechos humanos, que no importe el color político».

Gabinete de expertos

La organización ya cuenta con una Ejecutiva de siete miembros y un gabinete de análisis de 26 personas, entre las que hay policías nacionales y locales, guardias civiles, abogados y un ingeniero. También se ha sumado a la causa una testigo protegido del caso Gürtel. Por otro lado, el Observatorio va a proponer medidas a los distintos grupos parlamentarios, entre los que está la creación de una Secretaría de Estado contra la Corrupción. La persona que se nombrará al frente sería por periodos de cinco, seis o siete años, «para que no cambie con las elecciones de turno», señala Sánchez Fornet. Este organismo estaría formado por fiscales, inspectores de Hacienda, policías y otras personas relacionadas con la lucha contra la corrupción.