El PP ganaría las elecciones europeas con 20 escaños frente a los 18 del PSOE
encuesta de gad3 para abc

El PP ganaría las elecciones europeas con 20 escaños frente a los 18 del PSOE

El retroceso en voto de los dos grandes partidos beneficiará a IU y UPyD. La participación cae al 41 por ciento

Actualizado:

Las elecciones europeas del próximo 25 de mayo serán la primera oportunidad que tendrán los dos grandes partidos para medir sus fuerzas en toda España desde las generales del 20 de noviembre de 2011, y todo apunta a que los ciudadanos volverán a dar la victoria al PP, pero con muchos menos votos, mientras que el PSOE sigue sin levantar cabeza y retrocede aún más que su principal adversario en las urnas. Según un estudio de GAD3 para ABC,el PP ganaría hoy las elecciones al Parlamento Europeo con 20 escaños, frente a los 18 del PSOE.

El PP perdería cuatro eurodiputados respecto a los obtenidos cinco años antes, y el PSOE, cinco. Entre los dos sumarían 38 de los 54 diputados que corresponden a España, mientras que en 2009 llegaron a 47. Ahí se refleja el voto de castigo que muchos ciudadanos están esperando dar a las grandes formaciones políticas españolas a la primera oportunidad que tengan, y esa será en las elecciones europeas. La preocupación, o hartazgo, por los políticos se ve reflejada cada mes en el CIS, donde la corrupción política y los políticos han ido escalando puestos en la tabla de los principales problemas del país. Esa situación se traducirá también en una alta abstención, ya que la participación estimada se quedaría en un 41 por ciento, según el estudio de GAD3, cuatro puntos menos que en las elecciones de junio de 2009, y cinco menos que en 2004.

Fuga en el PSOE

Los principales beneficiarios de esa «bofetada» a los grandes partidos serán, principalmente, Izquierda Unida y UPyD. La coalición que encabeza Cayo Lara en el Congreso aglutina a buena parte de los votantes de izquierdas que salen del PSOE sin mirar atrás. Es una fuga de votos que dejó a los socialistas en las generales de 2011 con su peor resultado, tras la etapa de José Luis Rodríguez Zapatero al frente del Gobierno en los primeros años de la crisis, pero la pérdida de apoyos para el partido de Alfredo Pérez Rubalcaba, como se refleja encuesta tras encuesta, aún no ha terminado. El «escape» del PSOE sigue nutriendo a IU, que podría pasar de tener dos eurodiputados a contar con siete.

El partido de Rosa Díez también multiplicará sus resultados en las urnas europeas, y podría llegar a tener cuatro eurodiputados (ahora mismo tiene solo uno). Otros partidos como Ciudadanos o Vox, que quieren tener presencia nacional, se quedarán en blanco, según la encuesta de GAD3.

Las elecciones europeas se convocarán pasado ya el ecuador de la legislatura en España, cuando el Gobierno de Mariano Rajoy ha llevado a cabo el ajuste más duro y ha aprobado las medidas más impopulares. El desgaste de los populares empezó a reflejarse en seguida en las encuestas, y en las europeas podría perder 11 puntos porcentuales, hasta quedarse con un 31,2 por ciento de los votos (un 42,1 por ciento en junio de 2009).

A finales del año pasado se observó un ligero repunte del PP en los sondeos, y la gran pregunta entonces era si empezaba así un cambio de tendencia, auspiciada por la tímida recuperación económica, o se trataba de algo puntual. Sin embargo, la reforma de la ley del aborto presentada por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, y la supresión de la doctrina Parot por parte del Tribunal de Estrasburgo, que ha puesto a decenas de terroristas, asesinos y violadores en la calle de forma inmediata, ha pasado factura al Gobierno del PP, como se reflejó en el último barómetro del CIS.

Los candidatos

A poco más de tres meses de las elecciones europeas, el PSOE tiene ya una candidata para encabezar su lista: Elena Valenciano, mientras que el PP sigue pendiente de la decisión que tome Mariano Rajoy. El presidente del Gobierno ya advirtió la semana pasada desde Turquía que no se hará público el «número uno» del PP hasta después del congreso de los populares europeos que tendrá lugar en Dublín los días 6 y 7 de marzo. En todo caso, desde el instituto de GAD3 se considera que el hecho de no tener todavía un candidato no supone ninguna desventaja, ya que la relevancia que pueda tener esa cuestión ahora mismo en el electorado es bastante relativa. Además, en las europeas no pesará tanto el nombre del cabeza de cartel, como las siglas de los partidos.

El peso de la crisis

Como publicó ABC ayer, con la primera parte del estudio de GAD3, a la hora de emitir el voto lo que tendrá más importancia para el ciudadano será la situación económica y en concreto las cifras del paro, y justo después la defensa de los servicios públicos. Cuestiones como el aborto tendrán un peso mucho menor en la dinámica electoral.

Los comicios europeos servirán a los partidos para medir sus fuerzas un año y medio antes de las generales. El objetivo del Gobierno de Rajoy es que la recuperación económica se note finalmente en los hogares, para que los ciudadanos puedan valorarla y pueda producirse una remontada en la recta final de la legislatura.