La Guardia Civil descabeza el «frente de cárceles» de ETA
Agentes de la Guardia Civil, en el exterior del despacho de abogados de Hernani (Gipúzcoa) - efe
lucha antiterrorista

La Guardia Civil descabeza el «frente de cárceles» de ETA

Ha detenido esta tarde a Arantza Zulueta y otros siete cabecillas de la estructura que diseña la estrategia de los presos, cuando mantenían una reunión en un despacho de Bilbao

Actualizado:

Agentes de la Guardia Civil han descabezado esta tarde la única estructura activa que ETA tiene en España: La «Koordinazioa Taldea» -KT- (Grupo Coordinador), encargada de diseñar desde el exterior de las cárceles la estrategia de los presos y de imponerles la disciplina para evitar deserciones. Los agentes irrumpieron en un despacho de Bilbao y detuvieron a los ocho cabecillas —según ha confirmado el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, desde Barcelona— que en ese momento se encontraban reunidos para ultimar la marcha a favor de los reclusos etarras convocada para este sábado en la capital vizcaína.

La estrategia relacionada con los presos es prácticamente la única que, tras el cese definitivo de la violencia, ETA no ha delegado en Sortu.

Los arrestados son Arantza Zulueta Amuchástegi, inductora de los últimos movimientos que vienen realizando presos y expresos de la banda, como el «aquelarre» de Durango; su «lugarteniente, el también abogado Jon Enparantza Agirre, que suele ejercer en Francia; Asier Aranguren Urroz; Aitziber Sagarminaga Abad; José Luis Campos Barandiarán; Egoitz López de la Calle Uribarri; José Miguel Almandoz Erviti y Miren Aintzane Orkolaga Etxaniz.

De ellos, solo Zulueta, Enparantza y Campos son abogados. Los dos primeros ya fueron detenidos en 2010 como integrantes del frente Halboka, también encargado de la estrategia de los presos, y están procesados por su relación con ETA. Zulueta fue detenida después, y en la operación se le encontró un plano sobre ubicación de «zulos».

En el transcurso de la operación iniciada esta tarde, los agentes proceden, con el correspondiente mandamiento judicial, al registro del lugar en el que se han practicado las detenciones, así como de sus despachos y lugares de trabajo y domicilios particulares.

Según fuentes de la lucha antiterrorista, se trata de los ocho miembros que componen el KT, el grupo integrado por «legales» que ejerce desde el exterior de las cárceles, y en la clandestinidad, la dirección de los presos. Es una estructura que depende directamente del «comité ejecutivo» de ETA. Está detrás, por ejemplo, del comunicado difundido el pasado 28 de diciembre y del acto de Durango, como estaciones de una misma «hoja de ruta» que busca una «amnistía a plazos» mediante la negociación entre ETA y el Gobierno.

Hasta 21 reuniones

Los ocho detenidos se dedican así, entre otros cometidos, a imponer a los presos las directrices y consignas que les transmiten los cabecillas de ETA a través de mensajes, a veces encriptados en soportes informáticos. Algunos de ellos fueron incautados en la operación desarrollada en septiembre contra Herrira. Una operación, aquella, clave para desencadenar hoy esta otra. Los agentes de la Guardia Civil de Vizcaya, Guipúzcoa, Álava y Navarra intensificaron a partir de estos datos una amplia y laboriosa investigación que, sin embargo, ya se había iniciado antes. Así, la Benemérita ha llegado a detectar la celebración de 21 reuniones de los integrantes del KT, desde febrero a noviembre del pasado año. Es decir, los encuentros eran prácticamente cada semana.

Precisamente, varios efectivos de la Guardia Civil han registrado el despacho en Bilbao de la abogada. Los alrededores del despacho, ubicado en el número 20 de la calle Elkano, están acordonados, y en el lugar se encuentran un total de siete todoterrenos, según informa Ep. Además, cerca de una treintena de simpatizantes de la izquierda abertzale están en las inmediaciones.