Canarias destina 1,3 millones a la atención de menores inmigrantes en tres islas
Una menor rescatada por Salvamento Marítimo y conducida al puerto de Los Cristianos (Tenerife) en 2008 - abc

Canarias destina 1,3 millones a la atención de menores inmigrantes en tres islas

Los cabildos tienen que afrontar un elevado coste para favorecer su escolarización y su formación sociolaboral, entre otras ayudas

europa press
Actualizado:

El Gobierno de Canarias ha autorizado este jueves en Consejo de Gobierno subvencionar a los cabildos de La Palma, Tenerife y Lanzarote con un total de 1.307.660 euros destinados a cubrir parte de los gastos derivados del programa de atención a menores inmigrantes no acompañados durante el pasado año.

En concreto, el Cabildo de Tenerife recibirá para este fin 807.380 euros; el de Lanzarote, 275.940, y el de La Palma, 224.840. Se trata de subvenciones destinadas a cubrir parte de los gastos que ha generado la distribución y acogida de los menores extranjeros. Con ellos se han realizado actuaciones específicas destinadas tanto a salvar las dificultades del idioma y del conocimiento de los usos sociales como a favorecer su escolarización y formación sociolaboral.

Las acciones desarrolladas en los centros dependientes de los cabildos, a los que corresponde la gestión de los centros y servicios públicos de acogida, siempre han supuesto un elevado coste económico para dichas entidades locales, debido al progresivo incremento de los menores que accedían a Canarias, por lo que el Ejecutivo ha colaborado a sufragar los gastos.

En la Conferencia Sectorial de Asuntos Sociales, de 17 de noviembre de 2006, se determinó que el número máximo de menores extranjeros no acompañados atendidos por las corporaciones insulares sería de 250, con el criterio de distribución aprobado en la Conferencia Sectorial del año 2002, y que se abonarían 56 euros por niño y día por parte del Gobierno de Canarias y 6 euros por los cabildos.

La Conferencia Sectorial celebrada en el año 2010 acordó también el abono de la plaza, al margen de su ocupación o no, ya que la existencia y predisposición de un recurso a acoger menores conlleva ya un coste que debe tener garantizada su financiación, al margen de la ocupación puntual o no.

A su vez, en las citadas conferencias se estableció la distribución de los menores extranjeros no acompañados a atender por cada cabildo, así como la aportación de la Comunidad Autónoma y de estos.