La exjugadora de voleibol decapitada junto a su pareja estaba embarazada de seis semanas
La pareja llevaba desaparecida desde mediados de mayo - afp

La exjugadora de voleibol decapitada junto a su pareja estaba embarazada de seis semanas

El cadáver de Ingrid Visser y su pareja fueron hallados el domingo

Actualizado:

La exjugadora holandesa de voleibol Ingrid Visser, cuyo cadáver fue encontrado el domingo junto al de su pareja sentimental con diversos miembros seccionados, esperaba un hijo. Según ha podido saber ABC, la víctima estaba embarazada de seis semanas.

Ayer, fueron arrestados en Valencia los dos presuntos asesinos: dos rumanos de 47 y 60 años. La Policía llegó a ellos después de detener a un español de 36 años, dueño de la finca donde aparecieron los cuerpos de las víctimas troceados, y a quien se considera relacionado con la desaparición.

Visser y Severein llegaron a España el 13 de mayo, en un viaje programado para dos días. Dijeron a su familia que era por cuestiones de salud. Pero los investigadores creen que el crimen puede deberse a una importante deuda contraída por la exjugadora, por su pareja o por ambos. Los rumanos detenidos podrían ser sicarios contratados para cometer el crimen.

Las víctimas, como informa hoy ABC, fueron torturadas (Severein había perdido los dientes) quizá durante dos días. Al menos, ese es el tiempo que pasaron con sus captores, que cortaron sus cuerpos, al parecer, con una sierra radial. Las cabezas estaban separadas.

Por otro lado, según apunta la agencia Efe, el exgerente del club de voleibol CAV Murcia Juan Cuenca, detenido por la Policía Nacional por su presunta relación con la desaparición y muerte de la exjugadora y de su novio ha sido puesto este martes a disposición judicial en Valencia.

Fuentes próximas a la investigación han informado a Efe de que este detenido declarará ante el juez valenciano por ser en esa ciudad donde fue arrestado por la Policía el pasado sábado.

Cuenca, de 36 años y que reside en Valencia, fue trasladado a Murcia tras su detención y permaneció hasta cerca de la una de esta madrugada en dependencias de la Policía para ser interrogado por los agentes que participan en esta investigación.