Pedro Sánchez y Pablo Casado, en agosto de 2018 - JAIME GARCÍA/ VÍDEO: ATLAS
Elecciones Generales

La indecisión en el espacio de centro marca el arranque de la campaña electoral

Sánchez podría gobernar con Podemos o con Cs según el último barómetro del CIS

MadridActualizado:

La campaña electoral será más determinante que nunca. Esa es la conclusión más importante de un macrobarómetro electoral con más de 16.000 entrevistas en el que la incertidumbre es protagonista. Solo un 52,1% de los encuestados declaran una intención de voto. En los últimos comicios eran un 64% los que declaraban su voto. La campaña arranc a con mucha más indecisión que entonces. Un 25,3% manifiesta no haber decidido todavía su voto. El nivel de indecisión escala al 38% con las personas que responden «no sabe/no contesta».

Ese nivel de indecisos, unido a que por primera vez cinco partidos compiten en todas las circunscripciones, más en aquellas en las que hay formaciones nacionalistas, es lo que provoca que de los resultados del sondeo no puedan extraerse resultados exactos y con horquillas tan amplias. El PSOE sería la primera fuerza con un 30,2% de los votos y entre 123 y 138 escaños. En segunda posición quedaría el PP con un 17,2% de voto y entre 66 y 76 escaños. La gran contienda de la campaña sería la pelea por la tercera posición, algo que en muchas circunscripciones puede ser fundamental para el reparto final de escaños. De momento esa posición es para Ciudadanos con un 13,6% y entre 42 y 51 escaños. Sin embargo, Unidos Podemos y En Comú Podem, con un 12,9% de estimación de voto están muy cerca. La suma de Podemos y su confluencia catalana tendría entre 32 y 41 escaños. A los que habría que sumar el resultado de Compromís, al que el CIS estima 1-2 escaños. Vox entra de lleno en la pelea por la tercera plaza con un 11,9% de estimación de voto. El CIS interpreta un importante voto oculto a la formación de Santiago Abascal porque en voto directo solo le otorga un 3,8% de voto.

Posibles alianzas

Con la estimación del barómetro, el CIS coloca a la alternativa a Sánchez a diez escaños de la mayoría absoluta. PP, Ciudadanos, Vox y Navarra Suma se quedarían en 166 en el mejor de los escenarios. En el peor de los casos se quedarían en 138 escaños. La indecisión y el orden de los perseguidores serán claves también para ver si Sánchez puede revalidar la Presidencia y en ese caso con qué socios. En el mejor de los escenarios del CIS, el PSOE tendría 138 escaños y llegaría a 179 con los 34 de Unidos Podemos y los 7 de En Comù Podem. Sería una suma sin necesidad de recurrir a nacionalistas o independentistas. En el peor de los casos suman 156.

Si en esa coalición se incluye a PNV y Compromís, la suma podría llegar a 187 escaños. Pero si sucede lo peor para ellos, esta coalición se quedaría en 173 escaños. Aquí podrían entrar varios socios. Podría ser PACMA que oscila entre 0 y 2. O si fueran necesarios, Bildu (3-5) o ERC (17-18). Si se incluye a ERC en la ecuación Sánchez llegaría a la mayoría absoluta incluso en el peor escenario para los integrantes de una coalición con PSOE, Unidos Podemos, PNV y ERC. Respecto al pacto con Ciudadanos, éste sería viable especialmente si Albert Rivera logra mantener la tercera plaza y obtiene el resultado más alto que le da el CIS. En el peor escenario de ambos partidos sumarían 165 diputados pero en el mejor alcanzarían los 189.

El elevado porcentaje de electores indecisos será la clave de estas semanas. A quienes en el sondeo manifiestan dudas se les pregunta entre qué dos partidos se debaten. Y la conclusión es que el grueso de quienes dudan se encuentra en el espacio central del electorado. Un 11,9% dicen dudar entre PP y Ciudadanos. De quienes votaron al PP en 2016 y ahora dudan, un 42,1% está sopesando si repetir o votar a Rivera. Mientras que ese porcentaje cae al 13,4% en el caso de electores populares que ahora duden entre PP y Vox. Un 18,4% de quienes votaron a Rivera y tienen dudas está pensando ahora en votar a Casado. Un 9,1% de quienes dudan lo hacen entre PSOE y Podemos. Solo dudan un 13,5% de socialistas y un 40,3% de Unidos Podemos.

Disyuntiva clave

El duelo entre PSOE y Ciudadanos es crucial. Esta disyuntiva alcanza al 8,9% del electorado que duda pero al contrario que en los casos anteriores, aquí la disyuntiva está muy equilibrada. Este debate lo tienen un 21,2% de los dudosos socialistas y un 21,4% de los dudosos de Ciudadanos. Estas fronteras de voto se corroboran si atendemos al análisis por ideología. En una escala en la que el centro es 5,5, un 52,2% de los que se ubican en el 5 dicen no tener decidido el voto. Un 46,8% de quienes se ubican en el 6 tampoco lo tienen claro. Entre los del 4 es algo menor (37,5%). Esto refleja las dudas entre PSOE y Ciudadanos y entre PP y Ciudadanos. La aritmética del 28 de abril dependerá de cómo se resuelva esta disyuntiva.