Pablo Casado, en Pamplona
Pablo Casado, en Pamplona - DAVID MUDARRA
Elecciones Generales

El PP cree que la ausencia de Vox en los debates pasará factura a Abascal en la recta final de campaña

El líder de los populares centrará sus ataques en Sánchez y evitará criticar a Ciudadanos

PamplonaActualizado:

El presidente del PP, Pablo Casado, ha hecho parada este Viernes Santo en Pamplona, donde ha dado un pequeño paseo y ha tenido una breve declaración junto a Javier Esparza, en un acto electoral de Navarra Suma. «La remontada ya se está produciendo», ha asegurado Casado, quien se ha referido a los debates electorales. A su juicio, Sánchez «solo acierta cuando rectifica». Fuentes populares creen que la ausencia de Vox en las dos citas le pasará factura en la recta final de campaña.

El PP está convencido de que Sánchez recula en los debates obligado por la oposición y por su desgaste electoral, «pero no por el bien de España». «Nunca actúa guiado por el interés de los españoles, sino por el suyo propio. Y una vez más deja en evidencia el uso partidista que hace de las instituciones públicas cuando vemos que TVE se pliega a sus exigencias de cambio de fecha».

Casado, además, no critica que Ciudadanos pida la dimisión de Rosa María Mateo al frente de RTVE. Al presidente del PP le parece bien esa decisión, pero no la comparte ni lo va a pedir él porque cree que Sánchez quiere usar a Mateo como «parapeto».

Entre pitos aislados y algún que otro insulto en el Paseo Redín, Casado ha apelado al voto unido, y ha puesto como ejemplo la plataforma de Navarra Suma, que une a UPN, PP y Ciudadanos en la misma candidatura en esta Comunidad, para defender el voto de los que defienden la Constitución, la libertad y la seguridad.

«Navarra Suma es la expresión de que somos partidos abiertos, y tenemos claras las líneas rojas, que son la xenofobia nacionalista, la violencia abertzale, la ruina que plantean los comunistas y la fractura de España que quieren los independentistas. Por eso tenemos que sumar», ha advertido Casado.

«¡Fuera de aquí! ¿A qué vienes aquí el Viernes Santo? ¿De penitencia! ¡Sal de aquí!», le han gritado a Casado, a su llegada a Pamplona, donde le han insultado: «Bobo, más que bobo, ladrones». Casado ha lamentado que el «escrache» sea la tónica general en esta campaña, pero ha advertido que cuando hay agresiones a Esparza o a Rivera, también se la ataca a él.